Sigue a Vitónica

carrera-iv.jpg

En Vitónica continuamos con la serie de artículos que tratan sobre la metodología del entrenamiento de la resistencia. Esta serie de artículos pretende sentar las bases de todos aquellos entrenamietnos en los que se trabaje la resistencia para que vosotros mismos podaís orientar vuestro entrenamiento.

Es el turno ahora del método continuo variable o método mixto. Éste y el método continuo extensivo y el método continuo intensivo son los 3 métodos continuos existenes, los demás que veremos en próximas publicaciones serán fraccionados.

Este método guarda cierta similitud con el famoso método que todos conocemos como el fartlek. Se caracteriza princpalmente por los cambios de intensidad durante la duración total del esfuerzo, pero siempre con un trabajo continuo sin pausas.

Las variaciones de la intensidad se pueden deber a factores propios de la persona que quiera improvisar y cambiar el ritmo, a factores externos como adaptaciones a las particularidades del terreno (como cuestas, pendientes, etc) o factores planificados por decisión del entrenador.

Duración

La duración de esta forma de trabajo oscila al igual que el método continuo intensivo desde los 20-30 minutos hasta los 60 minutos. En algunas ocasiones, como hemos mencionado antes, se puede alargar (corredores experimentados de fondo y ultrafondo).

Intensidad de la carga

La intensidad de este método es variable según la aplicación de las cargas. Si observamos los niveles de lactato en sangre trabajando con este método obtendremos unos valores de 1,5 hasta 7-8 mmlo/l o algo más de forma puntual dentro de la sesión.

El nivel de entrenamiento va desde el umbral aeróbico hasta sobrepasar el consumo máximo de oxígeno con un predominio de las zonas de transcición aerobico anaeróbica y mixta.

Tomando de referencia la velocidad de competición, en este caso trabajaremos del 65 al 90% de la velocidad de competición. Con este trabajo la vía metabólica implicada es el metabolismo aeróbico y láctico.

Efectos del entrenamiento

Algunos de los efectos del trabajo con este tipo de entrenamiento son un mejor cambio del suministro energético de la via aeróbica más pura a menos pura. Una mejor compensación del lactato durante las fases de carga de intensidad mediana a baja.

Eliminación rápida del lactato (lavado) durante los tramos o periodo de carga media baja. Se observa una hipertrofia del músculo cardiaco e incremento del volumen sanguíneo en menor cuantía que los anteriores (MCI y MCE).

También se observa una capilarización del músculo y adaptaciones del sistema nervioso vegetativo igual que en los métodos precedentes (MCI y MCE) pero en menor cuantía.

Capacidad de soportar altas cargas y cambios de intensidades intermedias. También se evidencia una disminución de la viscosidad muscular así como una pérdida de peso siempre que se respalde de una estrategia nutricional adecuada.

Objetivos del entrenamiento

Se busca una potenciación de las vías energéticas aeróbica y anaeróbica láctica. Así como una adaptación a rápidos cambios en los reclamos de vías energéticas.

Aceleración de la regeneración durante cargas ligeras a bajas y conservación de un tiempo prolongado de carga con cambios de intensidad. Necesidad de capacidad para cambiar la via energética requerida.

Imagen I I Run Flint

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios