Compartir
Publicidad

Diferentes opciones para incorporar buenas grasas al desayuno

Diferentes opciones para incorporar buenas grasas al desayuno
Guardar
13 Comentarios
Publicidad
Publicidad


El desayuno es la primer y principal comida del día, por eso debe ser una comida completa en la cual todos los macronutrientes deben estar presentes en cantidades adecuadas. Las grasas también deben formar parte de esta comida y en lo posible, debemos escoger aquellas más saludables. A continuación te damos diferentes opciones para incorporar buenas grasas al desayuno.

  • Frutas secas y semillas: ambas son fuentes de ácidos grasos esenciales además de aportar vitaminas y minerales, podemos incorporar las mismas al yogur o leche de la mañana, comerlas solas con su textura crujiente, incorporarlas a un batido o bien, espolvorear con semillas o nueces, almendras u pistachos picados una tostada o pan untada previamente con queso.
  • Aceite de oliva u otros: los aceites también pueden ser una buena manera de incorporar buenas grasas al desayuno, por ejemplo, untando con los mismos un pan o tostada, rociando unos vegetales crujientes o para dar sabor a una ensalada o tomates que compongan el desayuno.
  • aguacate

  • Aguacate: es una fruta fresca que contiene buena cantidad de ácidos grasos monoinsaturados, y puede incorporar grasas buenas al desayuno si cortamos gajos de aguacate que acompañen una tostada o si formamos con la pulpa de esta fruta una crema para untar el pan o las galletas.
  • Atún, salmón, anchoas u otro pescado graso: son buenas fuentes de omega 3 y pueden formar parte de un bocadillo en el desayuno. Por ejemplo, podemos desayunar con una pita de atún, con una tostada con salmón ahumado o bien, con un pan con anchoas y tomate.
  • Aceitunas: son otra buena forma de incorporar ácido oleico al desayuno y podemos añadir aceitunas picadas al queso para untar las tostadas o también, a un bocadillo con tomate y queso.


Hay muchas fuentes de ácidos grasos saludables que podemos incorporar al desayuno para obtener en esta primera ingesta todos los nutrientes que necesitamos para comenzar el día de buena manera. Las grasas en el desayuno ayudarán a dar sabor a los platos, nos ofrecerán energía sana y antioxidantes así como también, favorecerán la absorción de las vitaminas liposolubles que pueden estar presentes en el desayuno, por ejemplo: vitamina A, vitamina E, vitamina K o vitamina D.

Imagen | SweetOnVeg y Girl Interrupted Eating

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos