Compartir
Publicidad

Por qué debes decir siempre no a los esteroides: otros efectos secundarios (II)

Por qué debes decir siempre no a los esteroides: otros efectos secundarios (II)
Guardar
21 Comentarios
Publicidad
Publicidad


Si tras la primera entrada del por qué debes decir siempre no a los esteroides aún te quedan ganas de jugártela y probar hacerte un ciclo porque piensas que a ti no te puede pasar nada eso, aquí te traemos la siguiente lista de otros efectos secundarios que también te pueden provocar los esteroides.

Otros efectos secundarios

  • Atrofia testicular: al administrar desde el exterior testosterona el cuerpo deja de crear la suya ya que se detecta un alto nivel de esteroides sexuales y se dejan de estimulan las células que la liberan en los testículos.
    Los testículos, por tanto, entran en un estado de producción nulo con lo que se pueden encoger por inactividad, llegando en casos extremos a tamaños irrisorios. Sin embargo este efecto es temporal, y una vez que se eliminen las drogas los testículos deberían regresar a su tamaño original.
  • Hipertensión: el uso de esteroides aumenta la presión sanguínea mientras se toman, ya que el nivel de retención de agua y sal aumentará y provocará esa subida de tensión, además de amplificarse con las pesas y el aumento de de peso.
  • Agresividad: por norma general el ser humano suele ser agresivo más los hombres que las mujeres, culpa de la testosterona, por ende el aumento de esta por el uso de los esteroides puede incrementar las tendencias agresivas de una persona.
    A la hora de entrenar puede ser beneficioso ya que lo haces más intensamente, pero si una persona con gran volumen muscular no puede controlar su temperamento es un peligro tanto para él como para el resto de la sociedad, y gran culpa es de la ingesta de esteroides.
  • Depresión: el cambio en los niveles hormonales por el uso de esteroides tiene un impacto en los niveles hormonales lo que implicará un cambio en la disposición general y también en el humor de la persona que los toma.
    Por un lado está la agresividad que hemos comentado y por el otro está la depresión, la cual se da sobre todo cuando los esteroides ya no están presentes en el cuerpo, al sufrir un bajo nivel andrógino, hasta que el cuerpo se adapte de nuevo a los niveles normales que suele mantener son esteroides.
  • Coagulación de la sangre: usar esteroides hace que aumente el tiempo en formarse un coágulo de sangre, es decir, se tarda mucho más en parar de sangrar en el caso de un corte o hemorragia nasal, por ejemplo, se tardará mucho más de lo normal.
  • Problemas en el sistema inmunológico: se ha demostrado que el uso de esteroides provocan cambios en el sistema inmune de la persona que los toman.
  • Reacciones alérgicas: normalmente el problema de las alergias suele ser debido, más que a los propios esteroides, al mercado negro de los mismo y el uso de compuestos que no son los que realmente deberían llevar en su formación.
  • Jaquecas: se suelen dar en ciclos fuertes específicos para ganar masa, cuando un individuo está utilizando compuestos altamente estrogenicos. La jaqueca además puede indicar un efecto secundario más problemático como una presión sanguínea muy alta.
  • Masculinidad en la mujer: los esteroides son hormonas masculinas sintéticas por lo que la si son tomados por mujeres pueden producir cambios indeseables.
    Esto hace que las mujeres empiecen a desarrollar características masculinas como pueden ser: agravamiento de la voz, cambios en la textura de la piel, acné, irregularidades menstruales, lívido aumentado, la pérdida de cabello (cuero cabelludo), crecimiento de vello corporal / facial / púbico y crecimiento del clítoris. Además estos cambios son irreversibles.

Imagen | d_vdm

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos