Compartir
Publicidad
A examen la dieta vegana de Beyoncé que siguió para perder peso antes de Coachella: ¿es saludable?
Dietas

A examen la dieta vegana de Beyoncé que siguió para perder peso antes de Coachella: ¿es saludable?

Publicidad
Publicidad

Que la actuación de Beyoncé en Coachella es una de las más icónicas del conocido festival es algo innegable y bien sabido por todos. Que los retos y extremos a los que los artistas como cantantes y actores someten a su cuerpo para momentos puntuales de su carrera son excesivos, como papeles o actuaciones concretas, también es de sobra conocido. 

Hace unos días, Beyoncé compartió en un video la dieta a la que se sometió para estar a punto - y "a punto" en este contexto quiere decir "delgada" - antes de subirse al escenario de Coachella y conseguir perder peso en 44 días. Spoiler: no es la mejor dieta posible y hay intereses detrás. Aunque todos quisiéramos ser Beyoncé, no es recomendable que lo intentemos copiándole la dieta. 

Dieta vegana marcada por las restricciones

La dieta que siguió Beyoncé es conocida como la Dieta Vegana de 22 días, creada por Marcos Borges y cuya finalidad, en teoría es romper los malos hábitos alimenticios para que el día 22 de esta dieta podamos empezar una vida más saludable nutricionalmente hablando. En el caso concreto de Beyoncé, ella decidió seguir la dieta durante 44 días en vez de los 22 que recomiendan en principio.

Según indican en la web de la dieta - de reciente apertura - la idea de seguir la dieta durante 22 se basa en que algunas teorías psicológicas aseguran que hacen falta 21 días para adoptar un nuevo hábito. De ahí que esta dieta esté planteada para un día más, en el que se supone que ya tendremos el hábito adquirido y podremos empezar una nueva vida nutricional. 

Por supuesto, al estar hablando de una dieta vegana, la principal base de esta dieta es alimentarse, con vegetales, verduras y frutas. Además, tal y como podemos ver en el vídeo compartido por Beyoncé, Borges indica que se trata, también, de eliminar de la alimentación cualquier alimento ultraprocesado

 "Nada de pan, de carbohidratos, de azúcar, de lácteos o de alcohol" 

Pero, además de evitar cualquier alimento no vegano, como la carne, la leche o el pescado, Beyoncé comenta en el vídeo que hay otras restricciones claras: "nada de pan, de carbohidratos, de azúcar, de lácteos o de alcohol". Esta dieta también recomienda evitar la soja y el gluten

Como complemento, se recomienda practicar al menos 30 minutos de ejercicio físico al día. En el caso concreto de Beyoncé, la cantidad de actividad física fue mucho mayor ya que no solo siguió una rutina de entrenamiento especial, sino que estaba realizando los muy exigentes ensayos para la preparación de la actuación de Coachella. 

Lo positivo de la dieta vegana de 22 días de Beyoncé

Dl U402006 023

La realidad es que, algunas de las bases de la dieta seguida por Beyoncé para perder peso antes de Coachella, son perfectamente aceptables e, incluso, positivas

Así, el hecho de seguir esta dieta puede ayudarnos a aumentar nuestro consumo de frutas, verduras y vegetales en general, lo cual es una gran noticia si no es lo habitual para nosotros

Además, una de las bases de la dieta vegana de 22 días es reducir drásticamente el consumo de ultraprocesados, eliminar el consumo de azúcares añadidos y de alcohol. Como sabemos, la base de una alimentación lo más saludable posible pasa por estos tres términos, por lo que el que esta dieta nos anime a ello es una buena noticia. 

Lo no recomendable de la dieta de Beyoncé

Sin embargo, no es oro todo lo que luce y este es el caso de la dieta vegana de 22 días seguida por Beyoncé. Efectivamente, el hecho de seguir una dieta vegana puede ser perfectamente saludable si es un estilo de alimentación que queremos llevar y nos aseguramos de cubrir todas nuestras necesidades nutricionales de manera correcta. 

Sin embargo, la dieta concreta seguida por Beyoncé es muy estricta. No solo limita el consumo de carne, pescado y otros alimentos de procedencia animal, sino que reduce de manera muy drástica el consumo de carbohidratos, y nos anima a no comer tampoco alimentos que contengan soja o gluten. 

Aunque las personas veganas tienen una serie de fuentes de proteína vegetal a la que pueden acudir para cubrir sus necesidades de proteína, la realidad es que la soja es una de las fuentes más habituales y que mayor cantidad de proteína nos aportan

Dl U401147 021

En cuanto a la reducción tan drástica de carbohidratos, la realidad es que no es necesario hacerlo para conseguir perder peso. De hecho, puede no ser una idea demasiado buena cuando lo hacemos en el marco de una dieta muy restrictiva y, sobre todo, en el caso de personas con una gran demanda de energía. 

Los carbohidratos son una de las mayores fuentes de energía, en el caso de una persona como Beyoncé, que realiza muchas horas de actividad física, su necesidad de energía es muy alta. Uno de los problemas de la dieta vegana de 22 días es que limita las fuentes de proteína y grasas. Esto no sería un problema si siguiéramos una dieta equilibrada, pero al restringir tanto el consumo de carbohidratos, debemos asegurarnos de suplirlos con proteínas y grasas y una dieta como esta lo dificulta. 

Los carbohidratos no son el gran enemigo que nos han hecho creer y, en una dieta saludable y equilibrada que sigamos a largo plazo, lo adecuado es que aprendamos a elegir los hidratos que nos convienen, en vez de desterrarlos de nuestra alimentación. Para ello, tendremos que optar por hidratos complejos, de harinas y cereales integrales y enteros

Por otro lado, la concepción de la dieta en sí misma nos aleja, al contrario de lo que se supone que busca, de una alimentación saludable a largo plazo y unos buenos cambios de hábitos. La propia Beyoncé indica en el documental Homecoming, en el que se ve la preparación de Beyoncé para Coachella, que está pasando hambre y que le está costando mucho trabajo.

Unos hábitos de alimentación saludables no deberían hacernos pasar hambre ni tener un tiempo limitado de duración

Un estilo de alimentación saludable que nos ayude a mantener nuestro peso adecuado, al mismo tiempo que a cuidar nuestra salud, no debería hacernos pasar hambre y tampoco debería tener un tiempo limitado. El hecho de que una dieta esté pensada para cierto número de días concretos no motiva un cambio de hábitos a largo plazo

Si estamos deseando terminar la dieta el día 22 - porque es demasiado restrictiva - lo más probable es que el día 23 volvamos a nuestros hábitos de alimentación anteriores. El resultado es que volveremos a ganar el peso que habíamos perdido e incluso más

Por otro lado, aunque es una idea muy extendida, la realidad es que no hay evidencias de que los seres humanos adoptemos hábitos en 21 días. Es más, parece ser que tardamos bastante más que ese tiempo en hacerlo y que, en parte, el tiempo que necesitemos dependerá de cómo de cercano o alejado esté el cambio que queremos hacer, de nuestro hábitos y valores actuales. 

Dl U401170 007

El negocio de las dietas

Beyoncé es una mujer y una artista maravillosa que a mí, personalmente, me encanta. Pero no podemos dejar de lado ni olvidar que, además, es una empresaria que vive de su imagen y que, como todos los empresarios, busca que sus negocios sean exitosos. 

El hecho de que haya decidido ahora, un año después de la actuación de Coachella, compartir con todos el vídeo sobre la dieta que siguió para prepararse, no es casualidad

Y es que, tanto Beyoncé como Jay -Z se han unido a Marcos Borges en un proyecto empresarial llamado 22 Days Nutrition. En este proyecto, quien lo desee, puede hacerse miembro por un precio de unos 14 dólares al mes o 99 dólares todo el año. Por este precio recibes análisis nutricionales de las comidas, menús completos, recetas o listas de la compra. 

Tanto Beyoncé como Jay -Z se han unido a Marcos Borges en un proyecto empresarial llamado 22 Days Nutrition 

Además, por un precio superior, te mandan directamente ellos la comida gracias a sus acuerdos con varias empresas de alimentación. Toda esta información se encuentra en la página web de la 22 Days Nutrition

En definitiva, por mucho que admiremos a Beyoncé, debemos recordar que, en este caso, estamos hablando de un negocio. Sin embargo, una alimentación saludable y a largo plazo nunca debería ser un negocio, sino una necesidad de salud pública. 

Nuestra alimentación debería estar concebida personalmente para nosotros, en base a nuestras necesidades y estilo de vida, y no copiando la de ninguna celebrity. Si buscamos alguien a quien consultar sobre nuestra alimentación y cómo comer de manera más saludable, lo adecuado y correcto es que acudamos a la consulta de un profesional de la nutrición que sí esté cualificado para ayudarnos. 

Imágenes  |  Netflix, Gtres

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio