Compartir
Publicidad
Cinco rutinas de Yoga en español que puedes hacer en 30 minutos
Entrenamiento

Cinco rutinas de Yoga en español que puedes hacer en 30 minutos

Publicidad
Publicidad

¿Solo dispones 30 minutos para entrenar y quieres entrenar en casa? Probar una rutina de Yoga puede ser una buena solución para mantenerte activo y para que no falte tu ración de ejercicio diaria.

Para realizar estos entrenamientos de Yoga solo necesitarás una colchoneta, ropa cómoda (aquí te hemos explicado qué tipo de colchoneta necesitas para practicar Yoga y qué tipo de ropa es la mejor para hacerlo), un poco de espacio en tu propio salón y ganas de ponerte manos a la obra. ¿Te apuntas?

Clase completa de Yoga para principiantes

Comencemos por el principio. Si eres novato en el mundo del Yoga es posible que las diferentes posturas o asanas que ves en instagram o incluso en algunos vídeos te intimiden al pensar que no tienes la suficiente flexibilidad o equilibrio para llevarlas a cabo. Pero ya sabemos que el Yoga es para todos, sea cual sea tu nivel físico, edad o sexo, siempre que sientes bien las bases desde un principio.

Con esta clase de algo más de 25 minutos de duración aprenderás a controlar tu respiración, a movilizar tu columna y tus articulaciones y algunas de las posturas básicas que te ayudarán en tu camino hacia la práctica del Yoga. Un buen punto de partida para aquellos que no hayan practicado Yoga nunca antes.

Clase de Yoga dinámico o Vinyasa Yoga

Esta clase de 30 minutos de duración guiada por Xuan Lan, una de las profesoras de Yoga de más renombre en nuestro país (muchos la conoceréis por ser la profesora de Yoga de Operación Triunfo), también está indicada para principiantes. Al tratarse de Vinyasa Yoga, se trata de una clase mucho más dinámica que la anterior, algo más dura, pero muy completa.

En esta clase las posturas van entrelazándose entre sí, de modo que forman diferentes secuencias (como por ejemplo la del saludo al sol) con las que no paramos quietos ni un momento. Posturas básicas como la del perro boca abajo o las asanas de los guerreros forman parte de esta clase en la que trabajarás todos tus grupos musculares.

Clase de Yoga para aumentar la flexibilidad

Una de las cosas que más nos suelen preocupar cuando comenzamos a practicar Yoga es si tendremos la suficiente flexibilidad como para llevar a cabo las diferentes posturas que se nos proponen en las clases. Ante esto, debemos tener claras dos cosas: por un lado, que generalmente nadie empieza a practicar Yoga siendo súper flexible (a no ser que se provenga de otras disciplinas como la rítmica, por ejemplo) y, por otro, que la flexibilidad se trabaja día a día y que es muy fácil mejorar si somos constantes.

En esta sesión de 30 minutos trabajaremos nuestra flexibilidad y la movilidad de nuestras articulaciones, sobre todo enfocado a nuestros tobillos, nuestra espalda y a estirar la musculatura de nuestras piernas. Al realizar cada una de las posturas se nos indica también la respiración que debemos llevar, algo muy interesante y que puede facilitar muchas de las asanas.

Sesión de Yoga intenso para trabajar todo nuestro cuerpo

Si lo que buscas es un entrenamiento más intenso y que puedas llevar a cabo en solo media hora, esta clase de Yoga en 30 minutos puede ser una buena opción. Una sesión muy recomendable si ya hemos practicado Yoga con anterioridad, ya que los cambios entre posturas son más rápidos que en ocasiones anteriores y el ritmo de la sesión algo más intenso.

En esta sesión realizaremos bastante trabajo unipodal (sobre una sola pierna), lo cual nos ayudará además de a trabajar la musculatura de nuestro tren inferior, también a trabajar la de nuestra zona media, que será la encargada de ayudarnos a mantener el equilibrio y la postura correcta en cada asana.

Sesión de Vinyasa Flow avanzado

Para terminar, otra sesión de Yoga dinámico e intenso para trabajar todo nuestro cuerpo. Si eres novato, quizás quieres probar las clases que te hemos enseñado más arriba antes de pasar a esta, que tiene algo más de nivel. Progresar poco a poco es clave para no perder la motivación cuando realizamos cualquier actividad física, y mucho más en el caso del Yoga.

Una sesión en la que las asanas se suceden sin apenas descanso y en la que experimentaremos con posturas más avanzadas como la del bailarín, que nos exigen un nivel de flexibilidad, equilibrio y control más demandante que en las clases anteriores.

Imagen | Unsplash
Vídeos | Yoga en Gaia, Xuan Lan Yoga, Yoga con Baruc, MalovaElena, LindaSolYoga

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio