Esta sección y sus contenidos han sido contratados específicamente por la marca que se menciona Volver a Vitónica.com

Una piel descansada

3 comentarios

Wagner Cesar Munhoz

Aunque la arrugas son cosas de la edad, y van apareciendo a medida que vamos envejeciendo, los trastornos alimentarios, el estrés y no descansar el tiempo aconsejado pueden afectar directamente al aspecto de nuestra piel y hacer que tengamos bolsas debajo de los ojos. Ante una situación de estrés prolongada, la piel reacciona mostrándose sin color, con signos de cansancio prematuro.

La falta de sueño, además de afectar al descanso y a la concentración, hará que empecemos el día sin energía, y también disminuirá la eficacia de la barrera protectora de la piel, y esto puede manifestarse en forma de lesiones cutáneas tales como el acné, rosácea o dermatitis.

Enfoque holístico

Los expertos aconsejan tratar los problemas y afecciones tanto faciales como corporales de forma holística. Es decir, considerando el equilibrio entre el cuerpo y la mente. De esta forma, conseguiremos abordar no sólo la sintomatología física, sino tener también en cuenta las emociones.

Wagner Munhoz

Para deshacer el círculo vicioso existente entre el cansancio, el estrés y el mal estado de la piel hay que combinar los cuidados y tratamientos dermatológicos con un poco de ejercicio físico y algo de yoga o meditación. No hay mejor truco de belleza que estar relajado.

Tenemos pues que procurar descansar en ambientes que inviten a la relajación, y que nos proporcionen momentos de paz y de plenitud absoluta, que nos permitan estar en silencio y relajados, para que nos resulte más fácil centrarnos en nuestras sensaciones y emociones.

El mejor remedio es conseguir no sólo dormir, sino también descansar. El número de horas dependerá de las personas, pues no todo el mundo necesita el mismo número de horas para sentirse descansado. Durante la noche, los mecanismos de reparación de las células están en pleno funcionamiento.

Cuando los músculos de la cara por fin se relajan, aumenta la producción del colágeno, la proteína que se encarga de cuidar su firmeza y elasticidad. Durante la noche, aumenta la temperatura del cuerpo, el riego sanguíneo se hace más intenso y la permeabilidad de la piel es más alta, La posición horizontal, además de la oxigenación de los tejidos, también favorece la acción de las cremas y la eliminación del exceso de líquidos.

Efecto buena cara

Para despertar con buena cara y presumir de una piel fresca e iluminada hay que seguir una serie de rutinas que no resultan nada complicadas:

- Siempre que puedas regálarte una ducha tibia o un baño de espuma antes de meterte en la cama. No te olvides de añadir unas gotas de aceite esencial en la bañera.
- Sigue una alimentación ligera y ten cuidado con el consumo de sal y de alcohol, ya que ayudan a la retención de líquidos, dando lugar a la aparición de esas antiestéticas bolsas de debajo de los ojos, que tanto nos molestan al despertar.

Recuerda que descansar bien es muy importante, y que dormir es la mejor cura de belleza que existe en el mundo.

Fotos | Wagner Cesar Munhoz, Wagner Munhoz

+ Deja tu comentario

Comentarios

  • 1

    !
    benf | 1 estrellas

    Descansar es fundamental para levantarse con buena cara, más allá de quien tenga buen cutis genético :)

  • Respondiendo a #1:
  • 2

    !
    | 1 estrellas

    Sí, mi abuela también solía decir que dormir era la mejor cura de belleza que existía.

  • 3

    Avatar de almabienestar !

    Durante el sueño, nuestra piel y sobre todo la del rostro se oxigena, además de regenerarse, por la acción de ciertas hormonas, que ayudan a la reparación del tejido tisular dañado: La Melatonina: Se libera durante el sueño, y hace que nuestro cuerpo se relaje. Además está muy activa en la reparación celular. La Hormona del Crecimiento: El pico máximo de producción se alcanza mientras dormimos, y es fundamental para que se produzcan células, que reparen estructuras desgastadas durante el día.