Compartir
Publicidad

Cuidado con los refrescos que dicen ser saludables

Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Leo una noticia (que cito al final del texto) en la que habla sobre la nueva línea que van a tomar dos grandes empresas como son Coca Cola y PepsiCo en la que será una gama de refrescos que dicen ser saludables, y que aportan beneficios variados, según los fabricantes.

Un producto de cada marca irá en esta tendencia de refrescos saludables que dicen ayudar a cuidar el organismo. Por ejemplo anuncian cualidades como "fortalecer el cabello, embellecer la piel, ayudar a bajar de peso, etc.". En el vídeo (en inglés) tenéis el anuncio de la bebida que dice que anula la absorción de grasa, y se vende (más o menos) como que permite comer lo que sea sin miedo a engordar por ello.

Por si a alguien esto le huele raro, sigamos leyendo, aunque a mi me suena un poco extraño. El caso es que parece ser que Coca Cola se ha unido a la multinacional farmacéutica Sanofi para lanzar los productos Beautific, que están ahora a la venta en francia. No tiene como base la soda, sino más bien zumo y agua mineral. Este producto afirma que “ayuda a fortalecer el cabello y las uñas, embellece la piel, bajar de peso y mejorar la vitalidad”, por los aditivos y elementos que le añadan.

Por su parte, PepsiCo ha presentado en Japón su Pepsi Special, que es un refresco carbonatado que incluye dextrina en su composición. Al parecer hay estudios que demuestran que la dextrina estabiliza la glucosa en sangre y reduce la absorción de grasa.

Esto puede parecer que da vía libre a comer exceso de grasa acompañado de la Pepsi Special, ya que el refresco ayudará a que esa grasa no se absorba ni almacene en el organismo. Esto es lógicamente un error por muchos motivos.

Lo primero, porque la soda y el exceso de azúcar que contienen los propios refrescos es lo que más favorece que luego el azúcar se almacene como grasa. Además de que, lógicamente, por mucha Pepsi Special que consumas, si tu alimentación no es buena, no vas a quedarte con un cuerpo de modelo por mucho que eso parezca en los carteles publicitarios.

Marketing vs educación en nutrición

Lo primero que quiero destacar es que he conocido estos productos a través de el artículo que cito al final, por lo que ni los he podido conocer muchos más datos (aunque se puede leer algo más sobre el tema buscando un poco en Google). El caso es que, como siempre, mientras que a los fármacos se les hace pasar por una serie de estudios y test para comprobar su eficacia, en cuanto a los alimentos parece que con poner una etiqueta de "saludable" y aportar uno (o ningún) estudio que más o menos diga que el producto podría ser saludable, es suficiente para comercializarlo.

Y el problema no es ya solo la falta de estudios científicos independientes que avalen un producto antes de que sea lanzado. Se une el hecho de que la publicidad hace que todo parezca milagroso, y que este tipo de bebidas haga que te sientas mejor, te veas mejor, o que puedas comer casi cualquier cosa sin engordar.

Si ya tenemos un problema de que se consumen muchos refrescos porque la gente no es del todo consciente de lo perjudicial que puede ser por el exceso de azúcar principalmente, si encima aparece una bebida que da "vía libre" a comer cualquier cosa "sin miedo a engordar", apaga y vamonós.

Recordemos las "pulseras de equilibrio" o las zapatillas que tonificaban los glúteos, por poner dos ejemplos, de campañas publicitarias y productos que terminaron siendo declaradas publicidad engañosa por exagerar los beneficios del producto sobre la salud. Ojo, no quiero decir que estos productos sean un engaño, sino que sepamos que por consumirlos no estamos cuidando nuestro cuerpo si no tomamos otras medidas. Como siempre hay que apelar a la educación y al sentido común, algo que muchas veces echamos en falta.

Tomar refrescos está bien, pero conociendo lo que contienen y cómo afecta a tu organismo. Además de, como siempre, enmarcarlo todo en una alimentación saludable (permitiéndose caprichos de vez en cuando, todo hay que decirlo) pero también con un estilo de vida activo, con práctica habitual de ejercicio (aunque sea de intensidad baja).

Por ahora uno de los productos solo está en Japón y el otro en Francia, y es posible que por las distintas legislaciones sea complicado que salten a todos los países. Si alguien tiene curiosidad o la oportunidad de probarlos, que lo haga y nos cuente la experiencia. Yo por mi parte recomiendo beber agua, para tomar de forma ocasional refrescos y otras bebidas.

Fuente | medgadget.es

Vídeo | Abc news en YouTube

En Vitónica | Los refrescos y su exceso de azúcar

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos