Compartir
Publicidad
Publicidad
Así afecta el deporte que practicamos a los picos de glucosa en sangre
Enfermedades

Así afecta el deporte que practicamos a los picos de glucosa en sangre

Publicidad
Publicidad

La diabetes tipo 1 es una enfermedad autoinmune que se produce cuando el páncreas pierde la capacidad propia de fabricar insulina, hormona clave en el funcionamiento de nuestro organismo y en la utilización de la glucosa.

Cuando este fenómeno ocurre, la persona que sufre esta patología debe inyectarse insulina exógena para compensar la falta de producción propia. Son muchos los factores que intervienen y regulan la glucemia en cada momento y uno de los más complicados de controlar es precisamente cómo afecta el deporte que practicamos a los picos de glucosa en sangre.

Compatibilidad del deporte y la diabetes tipo 1

Para las personas que sufren diabetes tipo 1 es fundamental prestar máxima atención a la dieta, concretamente a la cantidad de hidratos de carbono que se toman, y hacer un seguimiento continuado para comprobar los niveles de glucosa en sangre que se van presentando en cada momento del día.

Una tarea que, evidentemente, requiere de trabajo y de un lento aprendizaje al que además hay que sumarle otro tipo de factores que también van a variar significativamente los niveles de azúcar en sangre: la actividad física que realicemos.

El deporte es un hábito realmente beneficioso para las personas que sufren diabetes tipo 1 (evidentemente también lo es para aquellos que sufren diabetes tipo 2), incluso se ha demostrado que la práctica deportiva en la adolescencia puede prevenir este tipo de enfermedades; pero, sin embargo, el modo en que afecta cada tipo de deporte a la glucemia es un trabajo algo complicado de controlar y es por ello que generalmente aparecen miedos a posibles hipoglucemias, sobre todo al comienzo o debut de la enfermedad.

Un factor a controlar antes del ejercicio: la glucemia inicial

Uno de los factores que va a influir en la respuesta glucémica ante una inminente actividad física es la concentración de glucosa que tengamos antes de comenzar. De este modo, comprobaremos la glucosa inicial y dependiendo del dato que obtengamos equilibraremos a niveles óptimos para comenzar, si es necesario, con una previa suplementación de hidratos.

  • Si partimos de una glucemia baja (<100 mg/ dL) se recomienda ingerir un suplemento de hidratos de carbono de unos 5 a 10g antes de comenzar con el ejercicio hasta que subamos a niveles óptimos por encima de 90 mg/dL y así evitar posibles hipoglucemias. Retrasaremos el comienzo del ejercicio de 10 a 15 minutos.
  • Si partimos de glucemias óptimas (100-250 mg/ dL) la actividad física podrá comenzarse con normalidad aunque debemos tener en cuenta que puede producirse una consecuente elevación de glucosa en sangre si la intensidad del ejercicio es elevada y se realiza en cortos espacios de tiempo.
  • Si partimos de hiperglucemia (>250 mg/ dL) es importante que controlemos la concentración de cetonas en sangre u orina ya que si éstas son elevadas puede que no sea prudente la inmediata práctica deportiva. En este caso retrasaremos la actividad hasta que recuperemos los niveles normales.
análisis orina

Cómo afecta el tipo de actividad física que vayamos a realizar

Otro factor del que va a depender la respuesta glucémica y los picos de glucosa en sangre tras el deporte va a ser el tipo de actividad física concreta que realicemos, ya que cada ejercicio tiene un consumo de glucosa diferente.

  • Trabajo aeróbico: deportes como correr, caminar, nadar o andar en bici son las prácticas deportivas que generalmente conllevan un mayor consumo de glucosa, con lo cual se asocian a mayores descensos de glucemia. En este caso la disminución de los niveles de glucosa en sangre aparece durante la ejecución del ejercicio y hasta pasadas entre 12 y 24 horas.
  • Trabajo mixto: un deporte como el baloncesto o el futbol conlleva un trabajo de resistencia cardiovascular al mismo tiempo que ejercicio de fuerza muscular. En el caso de estas actividades deportivas valoraremos el tipo de trabajo que prevalece para conocer una posible respuesta glucémica.
  • Trabajo anaeróbico: los deportes que conllevan un trabajo de fuerza muscular importante, como puede ser las pesas, tienen un menor consumo de glucosa. Esto significa que los niveles de glucemia pueden verse incrementados, sobre todo si se trabaja a alta intensidad, en unos 25-50 mg/ dL. Esto ocurre porque el propio ejercicio fomenta la activación de las hormonas controrreguladoras que propician que el hígado libere la glucosa almacenada iniciando la producción de más cantidad de glucosa nueva.
    Es importante recordar que si en estos casos optamos por equilibrar niveles de glucemia inyectándonos insulina, pasadas de dos a cuatro horas la sensibilidad que tengamos a ésta será probablemente mucho mayor.
Si acabamos una actividad física con hiperglucemia puede que las reservas de glucosa en hígado y músculos estén algo bajas, aunque generalmente pasado un tiempo los niveles de glucemia se restablecerán

Conclusiones

Es muy común que cuando se debuta en la diabetes tipo 1 aparezcan todo tipo de miedos por la preocupación y la agonía de caer en una hipoglucemia, algo desde luego nada apetecible. Aún así, es importante que no desistamos en algo tan importante en la vida como el deporte.

Poco a poco, teniendo en cuenta algunas estrategias como las que hoy os hemos contado y dándote un poco de tiempo para conocer cómo responde tu cuerpo, podrás beneficiarte de las ventajas que ofrece el deporte a nivel general y como herramienta clave que aprenderás a utilizar para controlar y equilibrar tus glucemias.

En Vitónica | Dieta baja en carbohidratos en pacientes con diabetes: revisión científica
Imágenes | iStockPhotos

Fuentes consultadas:
1.- La diabetes lanceta Endocrinol | Exercise management in type 1 diabetes: a consensus statement | Riddell, MC, Gallan, IW, inteligente, CE et al.| 2017 ; 5 : 377-390
2.- The Lancet Diabetes Endocrinol | Exercise and physical activity in patients with type 1 diabetes | Matthew D CampbellEmail the author Matthew D Campbell, Nicola Kime, James McKenna | May 2017
3.- Diabetes care, ncbi | Barriers to Physical Activity Among Patients With Type 1 Diabetes | Anne-Sophie Brazeau, RD, Rémi Rabasa-Lhoret, MD, PHD, Irene Strychar, EDD, RD and Hortensia Mircescu | 2008 Nov; 31(11): 2108–2109.
4.- Montana State University Dietetic Internship |Not All Exercise is Created Equal: Exercise and Glycemic Control in Type 1 Diabetes |Candace Garner, MS
5.- ncbi |Resistance versus aerobic exercise: acute effects on glycemia in type 1 diabetes |Yardley JE1, Kenny GP, Perkins BA, Riddell MC, Balaa N, Malcolm J, Boulay P, Khandwala F, Sigal RJ.| Mar 2013
6.- ncbi | Evaluation of glucose control when a new strategy of increased carbohydrate supply is implemented during prolonged physical exercise in type 1 diabetes |Adolfsson P, Mattsson S, Jendle J | Dec 2015

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos