Compartir
Publicidad

Regalar deporte es siempre un acierto

Regalar deporte es siempre un acierto
2 Comentarios
Publicidad

Patines, palas de pádel, un balón, unas zapatillas de correr... Regalar complementos y equipamiento deportivo es siempre un acierto eso está claro. Ya sea para descubrir un deporte, o comenzar a practicar un poco de ejercicio, es siempre un logro que un regalo vaya encaminado a fomentar un hábito saludable.

Teniendo muy recientes las fechas navideñas, donde es habitual que haya regalos deportivos, seguro que hay muchas personas recibieron como regalo material para iniciarse o perfeccionar una afición deportiva. Regalar deporte siempre es un acierto.

Ya sea para unas fechas como las navidades, cumpleaños, santos, o cualquier día, en general, regalar deporte es una forma de estimular a otra persona a que consiga una vida más saludable.

Por supuesto, están los clásicos regalos (o auto-regalos) que están avocados al fracaso: la máquina de abdominales, la bicicleta estática o las barras de dominadas que sirven más como perchero que como material deportivo. Y es que el regalo, además de la parte propiamente material, requiere también una importante parte de motivación.

Regalar a un amigo una máquina de abdominales puede que no llegue a nada si el amigo es sedentario, pero regalarle una pala de pádel y animarlo a jugar contigo sí puede ser una buena solución. Del mismo modo, un bastón de trekking tampoco va a convertir a nadie en un aventurero, pero regalarlo junto con el carné de tu club de senderismo tal vez consiga que esa persona se anime a caminar y disfrutar de la naturaleza.

En definitiva: regalar deporte es buena idea pero, sobre todo, si va acompañado del regalo de los ánimos, motivación, buenos deseos y apoyo para conseguir despegarse del sofá y llevar una vida un poquito más saludable.

¿Habéis regalado mucho deporte? ¿Y ánimos y motivación?

Imagen | Alex Murphy

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio