Compartir
Publicidad

El peso en la adolescencia, vinculado a riesgo de insuficiencia cardíaca a principios de la edad media

El peso en la adolescencia, vinculado a riesgo de insuficiencia cardíaca a principios de la edad media
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Pues sí, no paramos de insistir en lo importante que es mantener un estilo de vida saludable desde que nacemos, más tarde en nuestra infancia, adolescencia, juventud, adultez y por supuesto vejez. Prueba de ello es un nuevo estudio que relaciona el peso de las personas en su etapa adolescente en relación al riesgo de padecer insuficiencia cardíaca a principios de la edad adulta.

La investigación siguió a más de 1,6 millones de hombres suecos a partir de la adolescencia entre los años 1968 y 2005 y ha demostrado que los que tenían sobrepeso en la adolescencia eran más propensos a desarrollar insuficiencia cardíaca a principios de la etapa adulta.

Hombres con IMC en rango, padecieron problemas de insuficiencia cardíaca

Istock 66216409 Large

Los hombres que en su etapa adolescente poseían un IMC superior a 35, tuvieron diez veces mayor riesgo de padecer insuficiencia cardíaca con respecto a los que no se encontraban en un IMC tan elevado en la adolescencia.

El estudio publicado en la European Heart Journal encontró que en los hombres con un IMC de 20 o más, el riesgo de insuficiencia cardíaca aumentó en un 16% en cada unidad de IMC, después de realizar distintos ajustes en los factores que podían afectar a los resultados, como la edad, el año de alistamiento a las fuerzas armadas suecas, otras enfermedades, presión arterial, fuerza muscular y forma física, entro otros.

Existe una tendencia mundial en la cual el número de adolescentes con sobrepeso y obesidad cada vez es mayor y en este estudio se observó cómo sucedían problemas de insuficiencia cardíaca a una edad bastante temprana, 47 años. Por eso es tan importante luchar contra este problema y adoptar medidas frente a la epidemia de obesidad mundial a la que nos enfrentamos.

No hay mejor tratamiento que la prevención de cualquier enfermedad. Mantener un estilo de vida saludable, con buenos hábitos alimenticios, rutina deportiva y descanso, favorecerán una mejor calidad de vida a lo largo de los años y nos ayudará a reducir el riesgo de sufrir cualquier tipo de enfermedad a lo largo de nuestra vida.

Vía | Dietary patterns and the risk of major adverse cardiovascular events in a global study of high-risk patients with stable coronary heart disease

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio