Compartir
Publicidad

Trabajar más horas puede aumentar el riesgo de padecer un accidente cerebrovascular

Trabajar más horas puede aumentar el riesgo de padecer un accidente cerebrovascular
1 Comentarios
Publicidad

Trabajar es una de las actividades que ocupan más tiempo en nuestra vida, prácticamente un tercio de nuestra vida adulta y en algunas ocasiones incluso más. Es muy importante que nuestro trabajo nos motive, nos guste y nos apasione, pero debemos tener cuidado y no obsesionarnos en exceso ni trabajar en exceso porque ello puede acarrear problemas en nuestra salud a corto, medio y largo plazo.

Un reciente estudio nos indica que trabajar más horas aumenta el riesgo de accidente cerebrovascular, concretamente en este estudio se pudo observar que las personas que trabajaban más de 55 horas a las emana tenían un 33% más de riesgo de padecer una ECV que las personas que trabajaban entre 35 y 40 horas semanales.

Según los investigadores, la muerte súbita producida por exceso de trabajo, suele ser causada por un accidente cerebrovascular y parece ser el resultado de una activación repetitiva de la respuesta al estrés. Hay que tener en cuenta que algunos hábitos inadecuados como por ejemplo la inactividad física, unido a largas horas de trabajo, pueden provocar este tipo de problemas en nuestra salud.

Así que el problema puede no ser únicamente el exceso de trabajo, sino también, el gran número de horas que pasamos sentados desempeñando nuestro trabajo. Además de la inactividad física, unida al consumo excesivo de alcohol, podría ser un factor de riesgo para todos los tipos de accidente cerebrovascular. Las personas que trabajan durante más horas a la semana, son más propensas a consumir alcohol.

Los trabajos que desempeñamos son cada vez más sedentarios y en su mayoría se requiere el estar sentado frente a un escritorio o a un ordenador. El excesivo número de horas que debemos estar sentados es el que puede provocar que tengamos problemas de salud a lo largo de nuestra vida.

Por eso es importante que, aunque nuestro trabajo sea bastante sedentario, intentemos por todos los medios movernos lo máximo posible a lo largo del día. Es una buena costumbre ir andando a la mayoría de sitios posibles, subir y bajar escaleras en lugar de usar el ascensor y en la medida de lo posible, intentar mantenernos activos cada cierto tiempo, por ejemplo, caminando cada hora que estemos sentados o realizando unas simples sentadillas allá donde estemos.

Vía | The Guardian

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio