La sandía, hidratante y nutritiva. Ideal para combatir el calor

Sigue a

sandia.jpg

Con la llegada del calor nuestra dieta varía. Nos apetecen alimentos más refrescantes que además de bajar nuestra temperatura nos aporten los líquidos necesarios para que nuestro organismo esté hidratado.

La fruta es un alimento ideal para estas fechas por ser un alimento ligero con un gran aporte de vitaminas y sales minerales que nuestro cuerpo necesita y que pierde a través de la sudoración. Un ejemplo es la sandía, una fruta que además de contener muchos nutrientes es rica en agua.

La sandía es una fruta originaria de África, y a pesar de existir más de 50 tipos diferentes, nosotros consumimos la diploides con semilla o la triploides sin semillas. Ambas variedades contienen grandes cantidades de agua, en torno a un 80% de su contenido es agua.

Pero no solamente es un buen alimento hidratante ideal para reponer líquidos, sino que la sandía es muy recomendable en dietas de adelgazamiento o para todas aquellas personas que quieren mantener la línea, y es que tiene muy poco aporte calórico, entorno a 20 calorías por cada 100 gramos.

A esto hay que añadir sus altas dosis de fibra que ayuda a limpiar el intestino y a eliminar residuos y toxinas del organismo. Además, por su elevado contenido en licopeno se convierte en una gran fuente de antioxidantes que protegen a nuestras células del efecto de los radicales libres, y que nos ayudarán a evitar enfermedades como el cáncer.

La sandía tiene una importante función depurativa del organismo a todos los niveles, pues ayuda a regular la presión arterial mediante el mantenimiento de unas arterias limpias, flexibles y fuertes. Además, tiene una función diurética importante que evita la retención de líquidos y contribuye a mantener limpias nuestras vías urinarias y el sistema renal.

No hay que olvidar que es un paliativo de la sed. La sandía es puro agua y como tal está indicado para todas las personas que consumen pocos líquidos. Es muy recomendable su ingesta en personas mayores y en niños, un colectivo que puede deshidratarse con facilidad con las altas temperaturas.

La sandía tiene muchas aplicaciones culinarias, y puede ser un postre ideal o un alimento para comer entre horas. Pero no solamente sirve para comer, pues batido o en cóctel es ideal como bebida, además de ser muy refrescante y ligera.

En Vitonica | La sandía, la fruta más sana del verano
En Vitonica | Melón, la fruta del verano

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

2 comentarios