Compartir
Publicidad

Antigravity, el entrenamiento del cuerpo suspendidos en el aire

Antigravity, el entrenamiento del cuerpo suspendidos en el aire
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Constantemente en Vitónica queremos poneros al día de las nuevas tendencias en entrenamiento. En esta ocasión queremos detenernos en un tipo de entrenamiento que bebe de los pilares del yoga, pero que va más allá. Se trata de la modalidad conocida como Antigravity, que tiene como base la suspensión en el aire por medio de un arnés para así ejercitar el cuerpo.

Esta modalidad surge en el mundo del espectáculo, concretamente en Broadway. Pero rápidamente se ha difundido debido a la libertad de movimiento que nos permite realizar y la efectividad que tendrá en nuestro organismo, sobre todo en el entrenamiento del mismo. Por ello queremos repasar algunos de los principales beneficios que nos va a aportar la realización de esta disciplina que cada vez ofrecen más centros.

Equilibrio

Antes de nada es importante tener presente que debemos poseer algunas nociones de yoga para la realización del Antigravity, ya que los ejercicios se van a realizar en equilibrio, es decir, suspendidos en el aire. Por lo que la libertad de movimientos será mayor, y por ello es necesario que tengamos un cierto control sobre el cuerpo y sus movimientos. A pesar de todo, lo ideal es que realicemos esta actividad mediante la ayuda de un instructor que nos guíe en el proceso.

Seguridad

Se trata de un sistema de entrenamiento seguro, sobre todo porque los movimientos que vamos a realizar son totalmente naturales y seguirán el movimiento habitual del cuerpo, además de fomentar el trabajo muscular y la elasticidad y el mantenimiento de los músculos en perfecto estado. Por ello debemos tener total confianza y relajarnos sobre el arnés para ejecutar perfectamente el ejercicio.

El trabajo sobre el arnés nos ayudará a desarrollar un perfecto equilibrio mientras trabajamos las diferentes partes del cuerpo. El equilibrio es necesario para mantener una correcta postura en el aire, sobre todo es necesario controlarlo y saber resistir de la mejor manera, pues si no lo sabemos administrar podemos caernos o descompasar los movimientos y hacernos daño. Por ello cada persona se ajustará a sus limitaciones para poco a poco ir mejorando las marcas.

Economía de movimientos

Otro punto que trabajaremos con Antigravity es la economía de movimientos. Al estar suspendidos en el aire y manteniendo el equilibrio, no podemos realizar movimientos bruscos, por lo que saber hacerlo de la manera más eficaz y con el menor movimiento es la clave. Por ello con esta disciplina conseguiremos conocer mejor nuestro cuerpo, cada una de sus partes, controlarlas perfectamente, además de ejercitarlas y minimizar el riesgo de lesiones debido a la suspensión en el aire.

Imagen | Evan

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos