Compartir
Publicidad

Comida basura: ¿tiene cabida en una dieta saludable?

Comida basura: ¿tiene cabida en una dieta saludable?
7 Comentarios
Publicidad

Con la comida basura suele haber una relación amor-odio. O se consume sin miramientos, viéndola como un alimento cualquiera o suele evitarse a toda costa, como si fuese veneno. Ya sabéis que a mi no me gusta eliminar elementos de la dieta y pienso que la comida basura tiene cabida en una dieta saludable pero, ¿cómo?

Si pensamos en el número de comidas que hacemos a lo largo de la semana, aproximadamente unas 25-30, ¿cuánto se consideraría excesivo si lo hacemos como comida basura? Si llevamos una dieta considerada saludable, hacer un 10% de las comidas en forma de comida basura es totalmente asumible, es decir, hacer unas 2 comidas a la semana en forma de comida basura. Pero claro, el resto de comidas las debemos hacer de forma equilibrada.

Otra cuestión es ver qué se considera comida basura. ¿Una hamburguesa es comida basura? No es lo mismo comer una hamburguesa en un establecimiento de comida rápida que hacerlo en casa con una hamburguesa casera. La comida basura, más que una comida en exceso de calorías, que también, es una comida con una baja calidad en nutrientes e ingredientes.

Comer con frecuencia comida basura sería hacerlo una de cada cuatro comidas, es decir, un 25% de nuestra alimentación. Esto equivaldría a comer algo de comida basura todos los días, lo que se convertiría en un hábito y no en algo esporádico.

Mi consejos es que reservéis la comida basura para ocasiones especiales. Normalmente los fines de semana son más propensos a ir a establecimientos de comida rápida, por tanto, entre semana debemos evitarlos. Para mí, lo ideal es, como mucho, comer comida basura una vez a la semana, algo que no es nada representativo en nuestra dieta semanal y que se puede asumir dentro de un marco de alimentación saludable.

Imagen | Thinkstock

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio