Compartir
Publicidad
Publicidad

Entrenar sólo acaba aburriendo

Entrenar sólo acaba aburriendo
Guardar
6 Comentarios
Publicidad

Hay una gran diferencia entre entrenar sólo o con compañía. Al principio puede haber motivación, interés, pero ir sólo a entrenar día tras día acaba aburriendo a la mayor parte de la gente y hace que se abandone la práctica deportiva.

Al ir por ejemplo con un compañero al gimnasio hay más motivación, más ganas de hacer los ejercicios, se puede charlar entre series, comentar los avances, los tipos de ejercicios que se pueden hacer. En definitiva, no hay aburrimiento, sino que el entrenamiento se convierte en un buen rato donde disfrutamos y lo pasamos bien.

Es importante, sobre todo el empezar una rutina o plan de entrenamiento, que esta sea atrayente, que no se convierta en el suplicio diario, sino todo lo contrario, si no estará destinada al fracaso.

Es cierto que hay personas que necesitan entrenar sólas, sea para no distraerse o porque su rendimiento lo requiere, pero a un nivel básico la compañía en el entrenamiento se me antoja fundamental. ¿Y tú, eres de los que entrena sólo o no te falta un amiguete en el gimnasio?

En Vitónica | Diez consejos para aumentar la motivación y no abandonar el entrenamiento
Imágen | Abdullah AL-Naser

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos