Enfermedades más comunes de los deportistas

Síguenos

tumbada.jpg

Que el deporte es bueno para la salud todos los sabemos, el problema radica en el exceso, que es cuando se acaba resintiendo el organismo y puede llegar a pasar factura en forma de enfermedad, que en algunos casos puede llegar a ser peligrosa e incluso mortal. Es importante que sepamos algunas de las enfermedades más comunes en deportistas derivadas de la práctica deportiva y la forma de controlarlas.

En infinidad de ocasiones hemos oído que algunos deportistas de élite han muerto de repente. Esto es lo que se conoce como muerte súbita. Realmente este es el final de una serie de problemas previos disfrazados por una salud de hierro en el resto del organismo. Por ello es importante un control previo para saber si nuestra salud es la correcta, así como seguir una serie de consejos acerca de la forma en la que debemos entrenar para eludir este tipo de enfermedades.

Miocardiopatía hipertrófica, displasia arritmogénica del ventrículo derecho, anomalía de las arterias coronarias, miocarditis, síndrome de brugada, síndrome de QT largo, síndrome de Wolff Parkinson White y commotio Cordis. Se trata de las enfermedades más comunes en deportistas. En su mayoría afectan al sistema cardiovascular y al respiratorio, que son los que suelen intervenir en la mayoría de actividades físicas que llevamos a cabo a diario.

Todas estas enfermedades suelen venir dadas por diferentes aspectos como la forma en la que trabajamos, la alimentación, factores genéticos… Por este motivo es importante saber si podemos desarrollar o padecemos ya este tipo de enfermedad. Para dictaminar esto es necesario que antes de comenzar a practicar deporte realicemos un análisis previo. Un médico dictaminará nuestro estado de salud y si podemos o no desarrollar la actividad deportiva con total normalidad.

Una vez sepamos nuestro estado comenzaremos a practicar deporte. Es importante que el desarrollo del mismo sea progresivo para no forzar a nuestro organismo y dañarlo, es decir, para empezar debemos tomar contacto con la actividad y realizar entrenamientos ligeros hasta que adquiramos la suficiente resistencia para poder afrontar rutinas de mayor intensidad y así lograr una progresiva adaptación de los órganos al esfuerzo físico.

Lo mismo sucede con la alimentación. No debemos olvidar que el organismo necesita el alimento necesario para poder hacer frente a las actividades cotidianas. Por ello hay que dotarlo de lo que necesita para hacer frente a las demandas que el ejercicio requiere. La falta de alimento puede llevarnos a padecer un desajuste nutricional que a la larga nos pasará factura. Lo mismo sucede con los deportistas que ingieren complementos sin un control, ya que el exceso de nutrientes puede llegar a ser igual de malo que la escasez.

Vía | Diario Austral
Imagen | xannah

En Vitonica | La cetosis en los deportistas: sus causas y consecuencias
En Vitonica | Artrosis en deportistas
En Vitonica | Muerte súbita en deportistas amateurs y de élite.

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario