Claves para aumentar la sensibilidad a la insulina (II)

Sigue a

claves para aumentar la insulina (II)


Debemos recordar que la sensibilidad a la insulina es la capacidad del organismo para obtener unos niveles adecuados de esta hormona con el objetivo de conseguir metabolizar los máximos hidratos de carbono en energía para ser utilizada. Cuanta más sensibilidad tengamos, menor será la capacidad de nuestro cuerpo para acumular grasa.

Para que entendáis mejor este concepto, tenéis el artículo que realicé en entradas anteriores donde se explicaba la importancia de ser sensibles a la insulina.

Hace unas semanas os escribí la primera entrada y hoy, os dejo más claves para aumentar la sensibilidad a la insulina.

Añade canela al batido

La canela es una gran especie capaz de mejorar la sensibilidad a la insulina y mejorar la vía de señalización de esta hormona en el músculo.

Varios estudios han demostrado que el extracto de canela ayuda a los que tienen pre-diabetes a aumentar un 1,5% de la masa muscular y a una disminución hasta 0,75% de grasa corporal, incluso sin hacer ejercicio físico. Imaginaos si estos individuos hubiesen hecho deporte.

Aumenta el consumo de fibra

Está estudiado que el aumento de la ingesta de fibra dietética insoluble mejora significativamente la sensibilidad a la insulina.

Agregar fibra a las comidas mediante las verduras, reduce el índice glucémico de la comida, que a su vez aumenta la sensibilidad a la insulina y disminuye la liberación de glucosa en el torrente sanguíneo.

Toma el sol y aumenta los niveles de Vitamina K

El aumento de los niveles de osteocalcina carboxilada que contiene la Vitamina K2 es el detonante de aumentar la sensibilidad a la insulina.

Esta vitamina, además, podría desempeñar un papel importante con relación a enfermedades del corazón, cáncer, osteoporosis, demencia y enfermedades infecciosas

La forma de aumentarla es un tanto curiosa. Debemos tomar el sol y aumentar la ingesta de vegetales de hoja verde o beber más leche. Esta combinación tan insólita es debido a que la vitamina K se absorbe mejor cuando contiene altas cantidades de Vitamina D sintetizada a través de la piel.

En las pesas, movimientos más explosivos

Aumentando la explosividad en la fase concéntrica del movimiento y ralentizándola en la fase excéntrica, aumentaremos las catecolaminas, mantendremos el ritmo metabólico y mejoraremos la resistencia a la insulina.

Si no estáis acostumbrados, empezar a utilizarlo, poco a poco, con cargas moderadas y repeticiones altas.

No olvidéis el ejercicio cardiovascular

El consejo más lógico y que todo el mundo conoce pero no puedo dejar de mencionarlo. Varios estudios han demostrado que el ejercicio cardiovascular diario moderado aumenta la sensibilidad a esta hormona y si se combina con ejercicios de fuerza el efecto es mayor.

No subestiméis a la insulina y recordar que uno de los motivos de tener sobrepeso es el mal funcionamiento o desequilibrio del sistema hormonal.

En Vitónica | Beneficios de tener unos buenos niveles de testosterona
Imagen | Wikimediacommons

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

13 comentarios