Las principales causas de lesiones durante el entrenamiento

Sigue a

lesion


Las lesiones deportivas o durante la ejercitación física son cada vez más comunes y requieren de su prevención, para que el entrenamiento continúe y los resultados sean positivos.

Para prevenir correctamente las lesiones producidas mientras ejercitamos es indispensable evitar aquellas actividades o factores que las generan, es decir, debemos conocer sus causas.

Haciendo una revisión bibliográfica acerca de cuáles son las causas más comunes y frecuentes, encontramos las siguientes:

  • Falta de entrada en calor: Es de gran relevancia que las personas realicen un calentamiento previo a la ejercitación en sí que, además, incluya estiramientos, ya que el inicio brusco es una de las principales causas de lesión.

  • Entrenamiento en exceso: Cuando caemos en sobreentrenamiento el músculo no alcanza a recuperarse adecuadamente, el rendimiento disminuye y las probabilidades de lesión se incrementan. Por lo tanto, no olvides que la recuperación y el descanso son un elemento más del entrenamiento diario.

  • Demasiado peso: Para incrementar el peso o la sobrecarga de tu entrenamiento necesitas de tiempo y paciencia, pues cada vez que se incrementa peso se incrementan las probabilidades de lesión y más aún si el cuerpo no está correctamente preparado.

  • Técnica incorrecta: Si tienes duda no implementes el ejercicio sólo, sino que lo mejor es que acudas a tu entrenador personal para que éste te guíe y supervise los movimientos. Pues un ejercicio mal realizado puede lesionarte de inmediato.

  • Falta de concentración y coordinación: Por desconocimiento, el ejercicio puede no estar bien coordinado y ésto puede generar un movimiento incorrecto que origine una lesión. Por otro lado, la desconcentración o la no realización de un ejercicio voluntariamente puede producir el mismo efecto.

  • Alimentación inadecuada: Es sabido que el rendimiento de una persona y la recuperación de su cuerpo dependen fuertemente de la ingesta de nutrientes. Así, no olvides nutrir a tu organismo y darle los insumos necesarios para tener energía y recuperarse tras el esfuerzo.


Estas causas deben considerarse al momento en que ejercitamos y sobre todo, debemos saber que no sólo evitarán el origen de una lesión, sino que, permitirán que el entrenamiento siga su curso normal, y en consecuencia, obtendremos más y mejores resultados.

El ejercicio físico brinda grandes beneficios para la salud, pero debemos conocer cómo realizarlo para evitar que la actividad se transforme en un riesgo para nuestro cuerpo.

Más información | Windsurf
En Vitónica | Las lesiones del penitente, ¿cómo prevenirlas?
En Vitónica | Lesiones por sobrecarga ¿qué son y cómo evitarlas?

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario