Compartir
Publicidad

Los beneficios de la safety bar para entrenar sentadilla

Los beneficios de la safety bar para entrenar sentadilla
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Uno de los implementos más interesantes que podemos utilizar en el gimnasio (aunque no se encuentra en muchos centros deportivos) es la safety bar. Se trata de una barra con un diseño un poco distinto al de las barras rectas clásicas: los discos no se encuentran en línea con el resto de la barra, sino un poco más abajo, y además presenta dos barras adicionales en el centro que facilitan el agarre y el apoyo sobre la espalda.

Si bien la safety bar se usa tradicionalmente para entrenar sentadillas traseras, también podemos usarla para otros ejercicios como el buenos días, las zancadas con desplazamiento o las sentadillas delanteras. Os explicamos cuáles son los beneficios al entrenar con este equipamiento.

La principal ventaja de la safety bar frente a las barras rectas reside en que el centro de masa de la carga (de los discos que colocamos a los lados) se encuentra más abajo: de este modo se favorece que durante el momento de la bajada nuestro cuerpo conserve la verticalidad, algo que solemos perder al utilizar la barra tradicional.

Además, esto es muy positivo para las personas que sufren molestias en la zona lumbar, que de este modo se ve menos comprometida. A continuación podéis ver a Charles Poliquin hablando al respecto de esto, y de paso veis cómo se coloca la barra y cómo es el movimiento.

Otra de las ventajas de la safety bar es que la carga se coloca de forma segura y sencilla sobre nuestra espalda y agarramos las barras por delante. Esto es muy beneficioso para aquellas personas que no tienen una gran movilidad en codos y muñecas y que se sienten incómodos al trabajar la sentadilla trasera, puesto que sus articulaciones quedan en una posición muy forzada.

La postura que adoptamos al trabajar con la safety bar para hacer sentadillas es más parecida a la que llevamos al practicar el peso muerto: el uso de la safety bar nos obliga a la activación de la musculatura del core y de la espalda para mantenernos erguidos.

¿Es una buena alternativa para trabajar la sentadilla? Si disponemos de ella y si ya tenemos experiencia en este ejercicio, sí es una buena alternativa o, por lo menos, un buen complemento en nuestro entrenamiento. El movimiento que realizamos con ella, ligeramente diferente al de la sentadilla con barra recta, tiene transferencia a esta última, por lo que podemos utilizarla como un medio para seguir progresando.

Imagen | Rogue Fitness
Vídeo | Clean Health Fitness Institute
En Vitónica | Sentadilla a 90º Vs. sentadilla profunda
En Vitónica | Análisis anatómico de la sentadilla

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos