El peligro de comer verduras frescas por la noche

Síguenos

1173530_78911642.jpg

Que las verduras son buenas para la salud todos lo tenemos en cuenta, por ello las incorporamos a nuestra dieta diaria para obtener un correcto aporte de vitaminas y minerales sin nada de grasa y apenas unas pocas calorías. A pesar de todo existen momentos en los que las verduras no son nada recomendables, y es que muchas personas no las toleran como es debido, por ello queremos destacar lo malo que puede ser para la salud la ingesta de verduras crudas por la noche.

Es cierto que el contenido en vitaminas de las verduras las convierte en un tesoro para la salud. A esto hay que sumar la gran cantidad de clorofila y demás nutrientes que nos brindan y que nos ayudan a proteger las células de las agresiones de los radicales libres. A pesar de todo esto las verduras tienen algunas dificultades a la hora de ser digeridas, y es que contienen muchas cantidades de fibra que las convierte en un alimento que para muchas personas puede ser indigesto y por las noches mucho más.

La fibra nos ayuda a la hora de mantener un tránsito intestinal adecuado y un organismo libre de toxinas y residuos, pero si no estamos acostumbrados a su consumo puede ser más dañino de lo que pensamos. El proceso de digestión de las verduras suele ser en muchos casos lento, ya que las fibras que contienen deben fermentar en el estomago. Esto es para muchas personas toda una odisea debido a que esta fermentación genera en ellos un exceso de jugos gástricos que desemboca en acidez, gases y demás molestias propias de las digestiones duras. Este proceso empeora más si consumimos las verduras crudas por la noche, ya que el metabolismo funciona más lento y las digestiones no se realizan de la misma manera que durante el día.

Para evitar esto y acabar con un dolor de estomago lo recomendable es consumirlas cocinadas. Es cierto que la mejor manera de obtener y aprovechar todos los beneficios de las verduras es comiéndolas crudas, pero en este caso lo haremos durante la jornada, que es cuando el organismo funciona con la velocidad que le caracteriza. Por la noche nos vamos a decantar por opciones como cocer las verduras, aunque con el agua de la cocción se pierden propiedades. Por ello recomendaremos prepararlas al horno o al vapor, que conservaran mucho mejor todas las vitaminas y apenas nos aportaran grasas. De este modo mejoraremos sustancialmente la digestión de este tipo de alimentos impidiendo digestiones pesadas a la hora de acostarnos.

Imagen | Cuneight

En Vitonica | Las verduras y la digestión
En Vitonica | ¿Realmente podemos comer por la noche?
En Vitonica | Alimentos que debemos evitar antes de dormir

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios