Compartir
Publicidad
Publicidad

Tai Chi ayudaría a controlar la diabetes tipo 2

Tai Chi ayudaría a controlar la diabetes tipo 2
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Tai Chi es un arte marcial tradicional de China que conjuga una respiración profunda con relajación y movimientos lentos y suaves.

Según 2 estudios realizados en Taiwan y Australia, el programa de ejercicios de Tai Chi de 12 semanas de duración ayuda a mejorar el sistema inmune y a reducir los niveles de glucosa en sangre en personas que padecen diabetes tipo 2.

La diabetes tipo 2 es una enfermedad metabólica que generalmente se presenta en individuos adultos con sobrepeso u obesidad. La misma se produce debido a una alteración en la acción de la insulina sobre las células, o a una falla en los receptores celulares para la hormona.

Dicha alteración se conoce bajo en nombre de resistencia a la insulina. Debido a que la hormona no puede ejercer su acción, es decir, la glucosa no ingresa a las células del orgaismo, ésta aumenta en sangre provocando hiperglucemia, característica de la diabetes.

Luego de que los participantes aprendieran 37 movimientos de Tai Chi y realizaran sesiones semanales de 3 horas de duración bajo la supervisión y asesoramiento de un experto, los análisis de personas diabéticas mostraron un aumento en los niveles de interleuquina- 12, componente fundamental del sistema inmune que mejora su funcionamiento. Al mismo tiempo se observó una reducción importante en los niveles de glucosa sanguínea.

Otras mejoras que se observaron en las defensas del organismo humano fueron el aumento de los niveles de células T y la disminución de los niveles de interleuquina- 4, componente que suprime la respuesta inmune.

Se conoce por estudios previos que la actividad física intensa reduce las defensas del organismo, pero, según los investigadores, la actividad física moderada produce el efecto contrario. Dado que el Tai Chi se considera un ejercicio de intensidad moderada, resultaría especialmente beneficioso para los enfermos de diabetes tipo 2.

Además, estudios previos han demostrado que el Tai Chi mejora el funcionamiento cardiovascular y respiratorio, incrementa la flexibilidad y alivia el estrés.

En uno de los dos estudios anteriormente nombrados, se observó que el Tai Chi no sólo reducía la glucemia, sino que también, mejoraba la resistencia a la insulina y favorecía la pérdida de peso corporal.

Los evaluados informaron que luego de iniciar el programa de ejercicios dormían mejor, estaban menos ansiosos, tenían menos ganas de comer cosas dulces y se sentían con más energía que antes.

Estos estudios comprueban la importancia de la actividad física en pacientes con diabetes tipo 2. Se recomienda siempre la ejercitación regular de intensidad moderada por lo menos durante 30 minutos al día.

Se sabe que las personas con diabetes tipo 2 pueden prescindir de los fármacos hipoglucemiantes si realizan actividad física en forma regular y al mismo tiempo llevan una alimentación adecuada a su patología.

Vía | BBC Mundo En Vitónica | De las artes marciales al entrenamiento orientado al fitness

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos