Compartir
Publicidad

Trucos para seguir aumentando las cargas en el gimnasio

Trucos para seguir aumentando las cargas en el gimnasio
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La práctica deportiva habitual lleva consigo un desarrollo de las habilidades de los que lo practicamos. El desarrollo de la fuerza es uno de los fenómenos más habituales de los que acudimos al gimnasio y es que en gran parte asistimos a entrenar por este motivo, ya que progresar en las marcas es uno de los objetivos que andamos buscando aunque en ocasiones es difícil que lo consigamos debido a la disposición de las cargas y la imposibilidad de seguir aumentando de peso al ritmo que nos marcan los pesos del gimnasio.

En la mayoría de centros deportivos el material de entrenamiento esta prefijado, por lo que debemos ser nosotros los que nos adaptemos a él. Por este motivo muchas veces no logramos evolucionar, ya que el peso existente es demasiado escaso, y pasar al siguiente nivel es demasiada carga. Para solucionar esto vamos a ver algunos trucos que nos pueden servir.

Es cierto que no todos nos desarrollamos y evolucionamos de la misma manera a la hora de entrenar, por ello las maquinas deberían contener más pesos entre medias que nos ayuden a acoplarnos mejor a la evolución correspondiente. Como esto no suele ser así lo que haremos será buscar por nosotros mismos el punto intermedio de carga. Para ello utilizaremos unos pequeños trucos como el uso de ligeras mancuernas de un kilo de peso que colocaremos sobre las cargas que tiene la maquina. De esta manera conseguiremos evolucionar a nuestro ritmo sin la obligación de aumentar de golpe mucho peso y hacer mal el ejercicio.

Otra solución a esto es la utilización de discos pequeños que en algunas máquinas podemos colocar entre los discos que traen ellas mismas. Es una medida similar a la anterior, pero mucho más segura, ya que el disco se queda integrado dentro del bloque de peso del propio aparato. Cuando entrenamos con mancuerna esto lo tenemos más sencillo, ya que estas tienen pesos más seguidos entre sí, los saltos son menores, pero hay sitios en los que esto no es así. Para solucionarlo lo recomendable es que una vez que podamos perfectamente con la carga existente aumentemos la intensidad del ejercicio realizando el recorrido lentamente, cargando y concentrando al máximo en el músculo trabajado.

Es necesario que tengamos esto en cuenta, ya que el estancamiento es el principal enemigo del desarrollo deportivo y de la perseverancia a la hora de entrenar. Muchas personas por este motivo han perdido el interés y han dejado de entrenar. Para evitarlo es necesario que echemos mano de estos trucos que nos ayudaran bastante.

Imagen | stocker

En Vitonica | Momentos en los que no debemos aumentar la carga En Vitonica | El uso de lastres para aumentar la intensidad de los ejercicios

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio