Publicidad

Cómo evitar y tratar una bajada de tensión

Cómo evitar y tratar una bajada de tensión
3 comentarios

Publicidad

Publicidad

El verano suele ser la estación más dura para aquellas personas que sufren de tensión baja: el calor y la deshidratación juegan en nuestra contra y son factores externos que pueden favorecer esta situación. Hoy os explicamos cómo evitar y qué hacer ante una bajada de tensión.

Las bajadas de tensión en verano suelen estar asociadas a las altas temperaturas y a la falta de líquidos: ligeros mareos o náuseas son los síntomas más habituales. Os contamos cómo actuar en caso de una bajada de tensión y, más importante, cómo prevenirla.

La prevención: nuestra mejor arma

  • No ayunes: para algunas personas el calor hace difícil mantener una dieta equilibrada. Con las altas temperaturas no apetece mucho comer, pero es uno de los mayores errores que podemos cometer: las bajadas de azúcar en sangre suelen estar relacionadas con los bajones de tensión, así que hay que intentar mantener la ingesta de nutrientes en nuestro cuerpo.

    Las ensaladas y sopas frías son una muy buena opción para las comidas y cenas de verano, ya que nos mantendrán saciados y meteremos gasolina a nuestro cuerpo. Como tentempié podemos optar por la fruta, que nos proveerá de agua y fructosa.

  • Mantente correctamente hidratado: no tomes diuréticos ni alcohol, ya que estas sustancias colaboran a la hora de deshidratarnos. Bebe abundante agua (mínimo un litro y medio al día) y consume alimentos ricos en líquidos.

  • Evita las horas de más calor al aire libre y protégete del sol: durante el medio día y las primeras horas de la tarde es aconsejable permanecer bajo techo, dentro de lo posible. Además, protegernos del sol de forma efectiva utilizando gorras o sombreros y utilizar crema protectora con un buen factor FPS es vital en los meses de verano.

    Si estás en la playa o en la piscina, colócate en una sombra y asegúrate de reponer líquidos cada poco tiempo. Por supuesto, el ejercicio al aire libre en las horas de más calor debería quedar descartado.

  • Consume alimentos con sodio: sabemos que no hay que pasarse con la sal, pero una dieta rica en sodio es recomendable en el caso de personas que sufren hipotensión, ya que ayuda a regular la cantidad de agua dentro de las células. El salmón ahumado y las anchoas son una buena opción para añadir a tus ensaladas, o también puedes optar por aliñarlas con mostaza o salsa de soja.
  • ¿Qué hacer ante una bajada de tensión?

    Si alguien a nuestro alrededor tiene síntomas de una bajada de tensión (náuseas, vértigos, mareos...) lo primero que debemos hacer es tumbarle en el suelo y levantar sus piernas para facilitar de este modo el riego sanguíneo hacia el cerebro.

    Si la persona se encuentra consciente, dadle a beber un poco de refresco de cola, que contiene cafeína y azúcar, para subir la glucosa en sangre y favorecer el bombeo cardíaco.

    Si los síntomas de una bajada de tensión aparecen con frecuencia, lo mejor es consultar con un profesional médico por si detrás se escondiera un trastorno más importante. Como siempre, la prevención y el consejo de un profesional van por delante.

    ¿Sufrís bajadas de tensión en verano? ¿Cómo las prevenís?

    Imagen | jasleen_kaur En Vitónica | Tensión arterial baja: un problema que afecta a muchas personas

    Temas

    Publicidad

    Comentarios cerrados

    Publicidad

    Publicidad

    Inicio
    Compartir