Compartir
Publicidad

Dejar de fumar: una sana decisión aunque se aumente de peso

Dejar de fumar: una sana decisión aunque se aumente de peso
11 Comentarios
Publicidad

Hay varios motivos por los que al dejar de fumar se puede coger peso, y aunque tener exceso de peso no es nada saludable ni aconsejable, un estudio señala que dejar de fumar es una sana decisión aunque implique un aumento de peso.

En otras palabras, aunque al abandonar el cigarrillo cojamos algunos kilos, éstos no contrarrestarán los beneficios de dejar el tabaquismo, según lo señala un estudio realizado con más de 3000 adultos estadounidenses, algo de gran importancia si tenemos en cuenta que uno de los principales obstáculos al momento de despedirse del hábito de fumar es el temor a ganar peso.

Si bien las razones por las cuáles muchas personas no quieren sumar kilos de peso no se limitan con frecuencia a la salud, si hablamos de beneficios a nivel cardiovascular, dejar de fumar sería igual de beneficioso se ganen o no kilos.

El riesgo de sufrir un ataque cardíaco o un accidente cerebrovascular se redujo a la mitad en los ex fumadores, aun en quienes habían aumentado de peso tras dejar de fumar, entre 2,5 y 5 kilos.

No obstante, aunque engordar tras dejar de fumar no contrarresta los beneficios de ésta última decisión, podemos hacer mucho por evitar la ganancia de peso tras decirle adiós al cigarrillo, por ejemplo, comenzar a realizar ejercicio físico o incrementar su intensidad y duración, vigilar la dieta o emplear de vez en cuando algún chicle o pastilla de nicotina.

En conclusión, no querer dejar el cigarrillo por temerle al aumento de peso no es buena excusa si queremos cuidar la salud cardiovascular principalmente.

Vía | Medline Imagen | Trostle

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio