Publicidad

Calabacines rellenos. Receta saludable

Calabacines rellenos. Receta saludable
9 comentarios

Publicidad

Publicidad

Si deseas comer sano y sabroso echando mano a las verduras aun en época de invierno, hoy te proponemos una receta diferente a las clásicas ensaladas que incluyen estos alimentos, se trata de unos calabacines rellenos que por porción aportan:

calorias

Ingredientes

1 calabacín mediano, 1 cebolla chica, 3 cucharadas de pimiento rojo picado, 2 cucharadas de granos de maíz hervidos, 2 cucharadas de guisantes en conserva, 3 cucharadas de arroz en crudo, 1 cucharadita de aceite, 1 trozo pequeño de queso fresco, sal, perejil u orégano a gusto, agua en cantidad necesaria.

Preparación

Para comenzar con la preparación de los calabacines rellenos debemos lavar muy bien con agua el calabacín sin retirar su piel y entero. Después lo colocamos en una cacerola a hervir por espacio de 5 minutos o al vapor por 10 minutos hasta que esté un poco más tierno. Lo retiramos y enfriamos.

Por otro lado picamos la cebolla y la colocamos con el aceite en una sartén, junto al pimiento y el arroz crudo. Agregamos especias a gusto, un poco de sal y 1/4 taza de agua, pudiendo agregar más si se evapora y el arroz aun no está cocido.

Cuando el arroz esté tierno y el agua casi totalmente evaporada adicionamos los granos de maíz cocidos y los guisantes en conserva. Mezclamos y cuando se evapore el agua totalmente ya lo podemos retirar del fuego.

El calabacín ya blanqueado y frío lo partimos a lo largo por su mitad y con ayuda de una cuchara vamos ahuecando ambas partes formando un cuenco donde colocamos después el relleno elaborado con arroz. Por encima colocamos el queso fresco en trozos y llevamos al horno sólo unos 10 minutos para que todo tome temperatura y el queso se derrita.

Para comer

Los calabacines rellenos son una receta ideal para disfrutar como plato principal, pues en ella encontramos una adecuada cantidad de calorías con una equilibrada distribución de nutrientes.

Es un plato a base de verduras por lo que aporta muchos hidratos complejos, vitaminas, minerales y fibra. Pero al mismo tiempo encontramos en este plato proteínas de calidad derivadas del queso que ofrecen saciedad al consumirlas.

Es una forma diferente de consumir verduras y una opción válida para incorporarlas en invierno pudiendo prescindir de las tradicionales ensaladas.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios