Compartir
Publicidad

Antihistamínicos y deporte: consejos generales

Antihistamínicos y deporte: consejos generales
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hacer deporte al aire libre tiene múltiples beneficios y nos da muchas opciones de actividades. Sin embargo, si somos alérgicos, esto puede llegar a suponer un problema, especialmente cuando llega el buen tiempo.

El problema no se limita a los efectos que el polen o los ácaros pueden tener en nosotros. Al intentar ponerles remedios con antihistamínicos también podemos ver cómo afecta a nuestra capacidad de hacer deporte. Por ello, para hacer ejercicio físico de la manera más segura que podamos, debemos tener algunas cosas en cuenta.

Qué son los antihistamínicos

Los antihistamínicos son unos de los medicamentos más utilizados, especialmente en primavera y verano. Este tipo de medicamentos para la acción de la histamina, sustancia que que es la causante de las reacciones alérgicas.

Existen varios tipos de antihistamínicos y algunos de ellos, como el Polaramine, pueden provocar somnolencia u otros efectos secundarios como el aumento de la sensación de hambre. Sin embargo, existen otros antihistamínicos - como la Ebastina - que tienen muchos menos efectos secundarios lo que lo hace mucho más seguros de consumir no interactuando con otros medicamentos y facilitando la realización de otras actividades como la conducción.

Además de esto, algunos antihistamínicos pueden generar taquicardia por lo que puede ser un problema para personas con riesgo cardiovascular que quieran realizar ejercicio físico. Además, si nos provocan somnolencia puede ser un riesgo y causar lesiones. Por ello hay algunos consejos que podemos seguir.

Brittany Colette 707600 Unsplash

Consejos para hacer deporte tomando antihistamínicos

Una de las principales cosas que debemos tener en cuenta es intentar evitar en la medida de lo posible las situaciones que pueden desencadenar la reacción alérgica. Por ello, es recomendable que si vamos a hacer deporte al aire libre intentemos hacerlo por las tardes, ya que por las mañanas suelen darse los mayores picos de concentración de polen.

Además, debemos procurar utilizar ropa de deporte hecha de algodón, ya que acumula menos polvo y polen. Por otro lado, debemos entrenar en sitios con menos césped y lavarnos los ojos y las vías respiratorias después del ejercicio.

Si no podemos evitar el uso de antihistamínicos, y aún así queremos entrenar, lo ideal es que consumamos los medicamentos que menos efectos secundarios nos provoquen. Para ello, los de segunda generación están más indicados. Sin embargo, a algunas personas siguen provocándoles sensación de cansancio y somnolencia. podemos intentar disminuir los efectos del medicamento.

En ese caso, podemos intentar consumir alimentos que nos aporten energía como los cereales integrales o granos enteros o como el plátano. Estos alimentos nos ayudaran a sentirnos menos cansados y algo más enérgicos y despiertos.

En cualquier caso, habrá quien ni con estos consejos deje de sentirse somnoliento y apagado. En este caso, o en caso de que los antihistamínicos nos provoquen taquicardia, debemos plantearnos no hacer ejercicio los días en que peor nos encontremos.

Ante cualquier duda, lo mejor que podemos hacer es acudir a nuestro médico de cabecera. Este profesional podrá informarnos sobre cuál es nuestra mejor opción en cuanto al medicamento y de qué medidas debemos tomar para hacer ejercicio de la manera más segura.

Imágenes | Unsplash
En Vitónica | La temida alergia al polen: qué es y algunos consejos para disminuir sus efectos en nuestro día a día
En Vitónica | Por qué si estamos en octubre sigues sufriendo alergia 'primaveral'

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos