Frenar la oxidación celular después de hacer ejercicio

Sigue a Vitónica

fruta.jpg

A la hora de realizar ejercicio desencadenamos un proceso de oxigenación necesario para que las células puedan obtener la energía que necesitan y así poder hacer frente a esa actividad. Pero este proceso puede llevar consigo una oxidación celular que debemos tener en cuenta para ponerle freno.
 
Este proceso es lo que se conoce como estrés oxidativo y tiene lugar en muchos deportistas debido a la gran cantidad de oxígeno que utilizamos para poder realizar la actividad deportiva correctamente y rendir al máximo. Los culpables de este proceso son los conocidos como radicales libres que afectan a las células desencadenando en ellas un proceso de envejecimiento prematuro. Es importante que las protejamos de este proceso, y para ello tenemos a nuestro lado la alimentación.
 
El oxígeno es necesario para que nuestro cuerpo funcione correctamente. Si no pudiéramos recibir lo que necesitamos nuestras células se enfermarían y acabaríamos muriendo. Pero el oxígeno en exceso es igual de perjudicial para el organismo. Debemos tener en cuenta que entorno al 95% de lo que inhalamos a través de la respiración nuestro cuerpo lo aprovecha para transformarlo en energía, pero el 5% restante suele ser el causante de lo que se conoce como oxidación celular.
 
Este exceso de oxígeno ataca directamente a las células que a la larga se verán afectadas. Para evitar esto es importante protegerlas, y la alimentación es la mejor manera de hacerlo. Normalmente cuando realizamos alguna actividad deportiva aumenta la entrada de oxígeno en el organismo, lo que nos lleva a correr un mayor riesgo de padecer lo que se conoce como estrés oxidativo. Por este motivo, y para evitar esto es necesario cargar nuestro cuerpo de antioxidantes después de realizar ejercicio.
 
Las principales sustancias antioxidantes son algunas vitaminas como la C, la A o la E entre otras. Destacables son también los polifenoles, que se encuentran en diferentes maneras en casi todas las frutas y verduras y en el vino tinto, que se concentran en grandes cantidades, y son tan beneficiosos para el organismo, ya que ellos se encargan de que el proceso oxidativo de los radicales libres no se lleve a cabo, pues protegen las células a modo de escudo protector.
 
Es necesario que ingiramos alimentos que contengan altas dosis de antioxidantes, ya que el proceso oxidativo se produce con el paso de los años, pero si somos constantes y elegimos bien los alimentos que ingerimos y que nos van a proteger contribuiremos a un a mayor conservación celular. Tener unas células más jóvenes y de mejor calidad nos garantizará una mejor salud por mucho más tiempo y unas condiciones físicas mucho mejores.

Imagen | vivekchugh

En Vitonica | Antioxidantes: ¿Qué son? y ¿Cómo funcionan?
En Vitonica | Radicales libres, un enemigo de los deportistas

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

1 comentario