Compartir
Publicidad
Publicidad

Té helado, la bebida del verano

Té helado, la bebida del verano
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las infusiones son algo que en Vitónica siempre hemos recomendado, ya que los beneficios que nos brindan son altos. Una de las más utilizadas es el té, que siempre se bebe caliente para extraer las propiedades de la planta. Esto es lo que hace que en verano dejemos de lado las infusiones y apenas tomemos. Pero para evitar que el calor de esta bebida nos impida tomarla, lo que vamos a proponer es la ingesta de té helado en verano, ya que en contra de lo que muchos piensan, sigue conteniendo los mismos beneficios que el té normal, solo que frío.

Para preparar té helado primero debemos hervir el agua y mezclarlo con la planta en infusión para que suelte la esencia. Una vez hayamos hecho esto simplemente hay que echarle hielo y dejarlo enfriar. Este proceso es en el que muchos desconfían, ya que dicen que añadir hielo y dejar trascurrir tanto tiempo es lo que hacer que el té pierda parte de sus propiedades. Es cierto que muchas de las vitaminas que posee se pierden en este proceso, pero aún así sigue conservando gran parte de las propiedades que lo hacen tan bueno para el organismo.

El té helado nos aporta nutrientes importantes como la vitamina B, B1 y B2, además de minerales como el potasio, magnesio, la niacina o el ácido fólico, que nos ayudarán a mejorar nuestra salud a varios niveles. En un primer lugar es un tipo de bebida que nos ayuda a proteger las células de los ataques producidos por los radicales libres. Es un potente amigo del cerebro, pues hace que nuestra actividad mental sea más ágil, además de ayudar a mantener la salud de nuestro sistema nervioso. Ayuda a aumentar las defensas del organismo y mejorar la producción de sangre, haciendo que nuestra salud está más reforzada.

Junto a lo citado anteriormente hay que añadir su acción como acelerador del metabolismo y sus propiedades diuréticas que lo convierten en una bebida indicada para las personas que quieren mantener su peso. Además, se trata de una bebida hidratante y refrescante en verano que nos ayudará a eliminar la sed de la mejor manera posible sin aportarnos calorías. Para mejorar el sabor del té helado es recomendable añadir trozos de limón o menta y un poco de azúcar para endulzarlo, aunque lo ideal es acostumbrarnos a su sabor y aroma y tomarlo sin ningún tipo de endulzante.

Imagen | Josh [unemployed IT dude]

En Vitonica | Té helado: una bebida saludable para el verano En Vitonica | Bebidas a base de té: ¿un refresco con todos lo beneficios del té? En Vitonica | Para quemar más calorías en tu entrenamiento: una taza de té verde

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos