Publicidad

Salir a correr dos veces en el mismo día: cuándo y por qué hacerlo si somos corredores populares

Salir a correr dos veces en el mismo día: cuándo y por qué hacerlo si somos corredores populares
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Algo habitual en los atletas profesionales es doblar entrenamientos, saliendo a correr dos veces durante el mismo día. Esto les permite, sobre todo, sumar más kilómetros a sus entrenamientos con vistas a realizar pruebas de larga distancia.

Pero, ¿qué pasa con los corredores populares? ¿Es una buena opción salir a correr dos veces en la misma jornada o nuestro cuerpo puede resentirse frente a tanto entrenamiento? Te contamos cuándo es buena idea doblar sesiones de entrenamiento.

  • Suma más kilómetros si estás preparando una maratón o un ultra: cuando estamos preparando carreras de larga distancia, en nuestro plan de entrenamiento tendremos salidas de muchos kilómetros. En estos casos, es posible que podamos dividir dichas salidas en dos sesiones de entrenamiento para así poder mantener una velocidad mayor y que el impacto sobre nuestras articulaciones sea menor.
  • ¿Quiere decir esto que puedo dividir todas las salidas largas? Tampoco es conveniente, ya que una de las funciones de estas tiradas largas de cara a una maratón o a una distancia mayor es la de prepararnos tanto física como mentalmente para afrontar esas grandes cantidades de kilómetros. Tendrás que mantener algunas tiradas largas dentro de tu entrenamiento.
  • Divide tus entrenamientos dependiendo del clima y de la temperatura: en los meses de verano, cuando aprieta el calor desde muy temprano, es buena idea dividir nuestras sesiones buscando esas horas más frescas del día. La primerísima hora de la mañana, cuando está amaneciendo, y la última hora de la tarde, cuando ya se ha ido el sol, son los momentos ideales para realizar un entrenamiento dividido.
  • O si vas a realizar dos entrenamientos que no sean ambos de carrera: en el caso de que te toque realizar un entrenamiento de fuerza y otro de carrera (aunque lo habitual es realizarlos en días separados), una buena idea es dividirlos para así dar el máximo en ambos. 
  • Divide kilómetros si te acabas de recuperar de una lesión: en este caso, cuando estés ya recuperado, tocará volver a retomar el ritmo poco a poco. Dividir los entrenamientos puede ayudarte a sumar más kilómetros en total sin cargar demasiado tu musculatura y tus articulaciones. En cualquier caso, es importante valorar nuestro caso de forma personal y consultar siempre con nuestro fisioterapeuta, rehabilitador y entrenador antes de llevarlo a cabo.

El mayor problema: la falta de tiempo

running-dos-sesiones

Si ya vamos ajustados de tiempo para poder hacer un entrenamiento al día, hacer dos sesiones se plantea como algo imposible para muchos. Son muchos los corredores que se levantan a horas intempestivas para poder cuadrar un entrenamiento dentro de su jornada, o que tienen que esperar a última hora de la tarde para poder salir a trotar.

Quizás una buena opción si queremos doblar sesiones de entrenamiento puede ser aprovechar la hora de la comida para realizar un entrenamiento de fuerza o un pequeño trote. Así, combinándolo con nuestra salida principal del día, podemos conseguir hacer dos sesiones.

Las vacaciones o los días libres son otro de los momentos más propicios para doblar entrenamientos, ya que dispondremos de más tiempo para dedicar a nuestro hobby.

En cualquier caso, como os decimos, doblar entrenamientos no es algo obligatorio si somos corredores populares y dependerá más de nuestra disponibilidad de tiempo para entrenar o de que estemos preparando alguna carrera puntual. 

Imágenes | Pixabay

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir