Compartir
Publicidad
Publicidad

EPOC, una enfermedad que nos impide respirar

EPOC, una enfermedad que nos impide respirar
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Muchos de nosotros no hemos escuchado nunca hablar del EPOC, una enfermedad que padecen muchas personas y que es la causa de muerte para la gran mayoría de ellos. El EPOC es una enfermedad que consiste en la incapacidad de respirar correctamente. Se trata de un proceso degenerativo por el que las vías respiratorias se cierran progresivamente dificultando cada vez más la respiración. Es cierto que es una enfermedad silenciosa que se va produciendo poco a poco, pero es por ello importante que conozcamos sus síntomas para prevenirla.

Para poner freno a esta enfermedad que poco a poco acaba por obstruir nuestros pulmones es necesario que detectemos sus síntomas y los frenemos, por ello es necesario que nos pongamos manos a la obra cuanto antes y así evitar el desarrollo de una enfermedad silenciosa y crónica.

Normalmente los primeros síntomas de esta enfermedad se detectan entorno a los cuarenta años, y en muchos casos ya es difícil recuperarse de un mal que se convierte en algo crónico que puede acabar con nuestra vida. Normalmente cuando aparecen los primeros síntomas los pulmones ya están bastante dañados, por eso es necesario saber detectarlos antes para cambiar nuestros hábitos de vida y así frenar el deterioro del sistema respiratorio.

Es muy importante que sepamos cuáles son los síntomas de esta enfermedad y para ello debemos prestar atención a los signos que se nos presentan. En primer lugar la tos de fumador es un signo claro de sufrir una atrofia pulmonar. La pérdida de aliento al realizar actividades físicas es otro síntoma, al igual que sentir una presión en el pecho al respirar o emitir un ligero silbido proveniente de los pulmones. La pérdida de capacidad pulmonar es un síntoma inequívoco que nos impide respirar correctamente así como inhalar aire de forma totalmente normal.

En la mayoría de los casos esta enfermedad se debe a unos hábitos de vida poco saludables. El exceso de peso y la falta de actividad física suelen ser los detonantes a la hora de padecer EPOC, y es que los pulmones acaban por volverse vagos y dejan de funcionar correctamente, cerrándose progresivamente. Otro de las causas de padecer esta enfermedad es el tabaquismo, y es que el tabaco es uno de los principales causantes de enfermedades pulmonares.

Para evitar que esta enfermedad aparezca es necesario que tomemos cartas en el asunto lo antes posible y evitemos el sobrepeso, a la vez que aumentamos la actividad física y dejamos de lado el tabaco que nos hará perder la salud de los pulmones. Es importante que a la hora de detectar esta enfermedad tengamos en cuenta que en muchos casos se confunde con el asma, ya que pueden presentar síntomas similares, aunque no tienen a la larga nada que ver entre sí.

Vía | Consumer Imagen | SOCIALisBETTER

En Vitonica | Trabaja tus pulmones En Vitonica | Respiración y ejercicio físico En Vitonica | 3 sencillos test para evaluar su cuerpo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos