Lácteos descremados para prevenir la hipertensión arterial

Lácteos descremados para prevenir la hipertensión arterial
Sin comentarios

Los lácteos en su versión descremada serían los encargados de controlar la presión arterial y mantenerla dentro de los límites considerados normales (menos de 13/9).

En la investigación se identificó que ante el consumo de calcio y vitamina D, cuyas principales fuente alimentarias son los lácteos, las mujeres evaluadas de 45 años o más tenían menos probabilidades de desarrollar hipertensión arterial en los próximos 10 años de sus vidas.

Sin embargo, resulta llamativo que no se observa la asociación ante la ingesta de suplementos farmacológicos de calcio y vitamina D, esto podría deberse a la compleja estructura que poseen los alimentos a diferencia de los medicamentos. Los lácteos no sólo aportan calcio y vitamina D, sino que, al mismo tiempo, son fuente de proteínas de gran valor biológico por ser de origen animal, vitamina A, lactosa, entre otros nutrientes saludables.

No obstante, según los autores del estudio, el calcio desencadenaría un papel fundamental en la regulación de la presión arterial ante la ingestión de los productos lácteos.

En comparación con las mujeres que consumían lácteos esporádicamente, las grandes consumidores de lácteos descremados tenían un riesgo 11% menor de desarrollar hipertensión.

Al analizar la ingesta de lácteos enteros no se observó el beneficio debido a que la grasa saturada contenida en los productos enteros podría intervenir negativamente en los efectos del calcio sobre la presión arterial y contrarrestar los beneficios de otros nutrientes.

Los lácteos deben consumirse a diario y son necesarios en todas las edades. Son alimentos sanos y ricos en proteínas, vitaminas y minerales indispensables para el adecuado funcionamiento del organismo. Se recomienda la ingesta de 3 porciones de lácteos al día.

En los niños puede aceptarse el consumo de lácteos enteros debido a que ellos se encuentran en etapa de crecimiento, al igual que en los adolescentes, pero en adultos jóvenes y mayores lo aconsejable es la ingesta de leche, yogur, quesos y demás lácteos en su versión descremada.

La industria láctea nos ofrece una gran variedad en sus productos, por lo tanto, no debemos desaprovechar la oportunidad de ingerir este grupo de alimentos tan valiosos para nuestra salud y que forman parte de una alimentación sana y equilibrada.

Vía | Terra En Vitónica | Lácteos para prevenir el cáncer de colon y el cáncer de mama En Vitónica | Yogur para cuidar la salud de nuestra boca En Vitónica | Conclusiones en estudios sobre la ingestión de leche en adultos En Vitónica | ¿Es realmente saludable la leche?

Temas
Comentarios cerrados
Inicio