Compartir
Publicidad
¿Qué hay de cierto en que las proteínas pueden producir daño renal?
Enfermedades

¿Qué hay de cierto en que las proteínas pueden producir daño renal?

Publicidad
Publicidad

Seguro que muchos de vosotros habéis oído, o leído, esta afirmación en varios blogs o artículos de revistas de nutrición. Con el aumento del consumo de proteína a nivel deportivo han saltado las alarmas al respecto.

Pero, ¿qué hay de cierto en que las proteínas pueden producir daño renal?, ¿hay evidencias al respecto? Hoy analizamos este tema y vemos, a través de diferentes estudios, cual es la realidad.

En varias ocasiones hemos hablado y escrito artículos acerca de la importancia de un aporte adecuado de proteínas en nuestra alimentación, sobre todo, a nivel deportivo y para personas que entrenan con asiduidad.

La realidad es que, a día de hoy, la mayoría de personas que siguen un entrenamiento o rutina deportiva constante y de cierta intensidad, se ayudan del consumo de batidos de proteína Whey para llegar a la cuota diaria recomendad de proteína, en este caso, alrededor de los 2g/kg de peso corporal.

Pero, ¿el consumo de batidos de proteínas en dietas hiperproteicas puede perjudicar nuestra salud y, concretamente, provocarnos un daño renal como se afirma en muchos medios? Vemos, a través de evidencias científicas, lo que la ciencia ha estudiado y demostrado.

Estudios al respecto

Antes de comenzar a analizar los diferentes estudios llevados a cabo sobre este tema, queremos aclarar que siempre hablamos de un modo general sobre cómo afecta el consumo elevado de proteína en una población sana y sin precedentes de problemas renales y/o hepáticos.

Según un estudio llevado a cabo por Poortmans Jr, en el que se evaluó una dieta basada en una ingesta de 2,8g proteína/kg peso corporal (proporción incluso superior a la recomendada), se comprobó que a pesar del aumento de la concentración de ácido úrico, la función renal de los participantes siguió dentro del rango normal.
Además de ello, el balance de nitrógeno resultante, que nos indica la ganancia o pérdida de músculo, se dio de un modo positivo en 1,26g/kg peso corporal.

1

Del mismo modo, otro estudio que llevó acabo una investigación y análisis sobre este tema concluyó lo siguiente:

"La restricción proteica no impide la disminución de la función renal con la edad y, de hecho, es la principal causa de esa disminución. La mejor manera de prevenir la disminución sería aumentar la ingesta de proteínas. No hay razón para restringir la ingesta de proteínas en individuos sanos con el fin de proteger el riñón".

Ambos estudios concluyen que el incremento de la toma de proteínas recomendada para personas deportistas, así como la proteína Whey que habitualmente se toma en los batidos, no se corresponde con ningún fallo ni problema renal, siempre hablando, como hemos comentado, de personas sanas y sin precedentes renales.

Del mismo modo, se ha observado que un consumo elevado de proteínas tampoco tiene efectos negativos sobre la presión arterial, otro de los motivos principales que puede derivar en problemas o insuficiencias renales.

Conclusiones

Queda demostrado que una toma diaria de unos 2g/kg peso corporal para personas deportistas no conlleva ningún efecto negativo a nivel renal, e incluso puede generar beneficios y ayudar a prevenir ciertos problemas de tensión arterial.

Aclarar que siempre hablamos dentro de los rangos recomendables. Por encima de estos valores (ingestas superiores a 3-4g/kg peso corporal), además de no obtener ningún tipo de beneficio adicional, podemos degenerar en problemas de metabolización que sí pueden derivar en fallos renales.

En Vitónica | El momento idóneo para tomar tus batidos de proteínas
En Vitónica | Cuatro mitos sobre los batidos de proteínas

Imágenes | istockPhotos

Fuentes bibliográficas consultadas:
1.- ncbi | Diet, blood pressure, and multicollinearity. |Reed D, McGee D, Yano K, Hankin J. | May 1985
2.- ncbi |Dietary patterns in 10 groups and the relationship with blood pressure. Collaborative Study Group for Cardiovascular Diseases and Their Risk Factors. |Zhou BF, Wu XG, Tao SQ, Yang J, Cao TX, Zheng RP, Tian XZ, Lu CQ, Miao HY, Ye FM, et al. | Apr 1989

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio