Compartir
Publicidad
Publicidad

Algunos trucos para saber si avanzamos o no en los entrenamientos

Algunos trucos para saber si avanzamos o no en los entrenamientos
Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A la hora de entrenar solemos notar los progresos cuando nos ponemos la ropa, cuando levantamos más peso, ganamos más fondo, más resistencia... Pero no todo el mundo suele darse cuenta de esto y por ello suelen desanimarse y dejar de lado los entrenamientos, ya que consideran que no les sirve de nada. Por ello es importante que tengamos en cuenta algunos métodos para saber si realmente estamos avanzando en los entrenamientos y si nuestro cuerpo lo nota.

Desde Vitónica siempre solemos destacar la importancia de entrenar y cuidar los músculos para lograr un desarrollo óptimo de éstos, pero pocas veces reparamos en la forma que tenemos de lograr mantener el interés por los entrenamientos y la motivación de seguir adelante, y es que nosotros mismos no solemos darnos cuenta de los avances que conseguimos y por ello es necesario que tengamos testigos de ello.

Para comenzar, cuando iniciamos un periodo de entrenamiento necesitamos medirnos y saber cuáles son nuestras marcas, por ello tomaremos nota de todas ellas antes de comenzar. Este inicio nos ayudará a seguir un proceso de evaluación permanente y comparación de resultados. Para conseguirlo echaremos mano de un cuaderno de entrenamiento en el que anotaremos todos estos datos que nos servirán de mucho a la hora de hacer un balance de nuestros progresos.

Los datos recomendables para mantener un control sobre los progresos son en primer lugar los que se refieren a nuestra apariencia. Por un lado pondremos el peso, la estatura, el sexo, las medidas de la cintura, contorno de brazo, pecho, cadera, piernas... Acto seguido pondremos otros datos como el pulso en reposo y después de la actividad, el tiempo que tardamos en completar muestra rutina básica... Con estos datos de partida comprobaremos el avance que llevamos a cabo en lo que a desarrollo físico se refiere.

Junto a los datos meramente físicos debemos realizar un diario de entrenamiento en el que apuntaremos las rutinas encaminadas a conseguir una serie de objetivos determinados. En esta parte debemos reparar, ya que no solamente indicaremos los ejercicios, sino que anotaremos la fecha de comienzo de esa rutina para variarla en el tiempo, además de incluir la cantidad de peso que levantamos y las repeticiones que hacemos en cada ejercicio.

Llevar un seguimiento de todos estos puntos es esencial para medir exactamente el desarrollo de la actividad física y así saber si nuestros esfuerzos están dando sus resultados. Este método de entrenamiento es uno de los más efectivos para mantenernos motivados y al día de los progresos que estamos llevando a cabo con nuestras rutinas de entrenamiento.

Imagen | typofi

En Vitonica | Un cuaderno de entrenamiento para progresar más y mejor En Vitonica | Sencillos actos para mejorar nuestros entrenamientos En Vitonica | Por qué y cómo llevar un diario de alimentos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos