Cuidado con el "hombro de portátil"

Cuidado con el "hombro de portátil"
4 comentarios
HOY SE HABLA DE

El uso de ordenadores portátiles se hace imprescindible en viajes de negocios, pero su uso incorrecto puede ser la causa de un dolor intenso e incómodo localizado en el hombro que se denomina "hombro de portátil".

Aproximadamente el 57% de los usuarios de ordenador portátil padecen esta molestia y acentúan sus síntomas al no cargar correctamente su ordenador. Además, la mitad de los usuarios desconoce que con sólo realizar sencillos ejercicios el dolor puede reducirse.

La mayor parte de los usuarios de ordenadores portátiles son individuos que efectúan viajes de negocios y pueden manifestar síntomas que van desde molestias en el hombro hasta dolor intenso en esta zona, cuello y la parte superior de la espalda. Estas molestias pueden volverse crónicas y ser la causa de una fatiga y cansancio constante si no se tratan a tiempo.

Para prevenir y atenuar los síntomas, no hay nada mejor que descansar del uso del ordenador portátil, relajarse en una cama boca arriba, estirar brazos, espalda, hombros y cuello mediante movimientos firmes pero suaves acompañados con una respiración profunda. Asimismo, quienes tengan acceso a masajes, podrán recurrir a éstos para evitar mayores molestias.

Por supuesto, siempre debemos recordar que la postura frente al ordenador debe ser la correcta para evitar estos males y como es sabido, hacer uso de un ordenador mientras viajamos, o sentados en una cama con el objeto sobre nuestras piernas, no es lo aconsejable si queremos prevenir el "hombro de portátil".

En Vitónica ya te hemos dado algunas consejos para cuidar la postura frente al ordenador y ejercicios de estiramientos para realizar después de trabajar que puedes utilizar para aliviar las molestias.

Vía | Yahoo En Vitónica | Utilizar el portátil de forma saludable En Vitónica | La moda de los ordenadores portátiles puede ser peligrosa En Vitónica | Prevenir frente al ordenador: consejos de ergonomía Imagen | SXC

Temas
Comentarios cerrados
Inicio