Compartir
Publicidad

Movimientos y giros que aumentan la intensidad de los entrenamientos

Movimientos y giros que aumentan la intensidad de los entrenamientos
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A la hora de entrenar son miles las combinaciones que podemos llevar a cabo para obtener los mejores resultados. Todos sabemos esto y por ello en Vitónica lo hemos tratado en infinidad de ocasiones, aunque es importante que tengamos en cuenta que los diferentes ejercicios se pueden enriquecer aun más con la realización de algunos movimientos o giros sencillos que aumentan intensidad a los ejercicios y los hacen más efectivos.

Lo que buscamos cuando entrenamos es conseguir el mayor desarrollo posible de los músculos con los ejercicios que casi siempre llevamos a cabo. El secreto está en saber combinar correctamente los diferentes gestos de los que nos valemos para evitar dañarnos y poder evolucionar mucho mas. Por ello vamos a ver algunos que nos pueden servir a la hora de conseguir mejores resultados en las rutinas de entrenamiento.

Todos estos giros lo que pretenden es aumentar el recorrido del ejercicio para incidir mucho más sobre el músculo trabajado, ya que a mayor recorrido más tensión y por lo tanto mayor incidencia sobre la zona trabajada. Este tipo de giros los podemos aplicar en la mayoría de ejercicios que llevamos a cabo, sobre todo en los que intervienen las manos. Vamos a destacar algunos de los más utilizados como el de doblar la muñeca hacia dentro cuando realizamos curl de bíceps y llegamos al final del movimiento. Esta es una manera de aumentar la tensión, algo que conseguimos realizando la misma acción cuando entrenamos tríceps y llegamos al final del recorrido.

En el caso del hombro, cuando llevamos a cabo elevaciones en banco con mancuernas podemos añadir un giro que nos dará más intensidad. Lo que haremos será comenzar con las mancuernas agarradas a la altura del pecho y con las palmas de la manos mirando hacia adentro en vez de a la altura del hombro y mirando hacia afuera. En esta posición realizaremos el movimiento habitual de elevación llevando las mancuernas al centro. Para su realización ejecutaremos un giro a mitad del recorrido que nos permitirá adoptar la postura final. Es una buena manera de someter al hombro a una mayor intensidad a la hora de entrenarlo. Algo similar podemos hacer con las elevaciones laterales de hombro, y es que si nos colocamos sobre un banco horizontal en vez de de pie aumentaremos el recorrido y con él la intensidad.

Es importante que tengamos en cuenta la necesidad de realizar recorridos correctos a la hora de entrenar, ya que dejarlos a medias resta intensidad y efectividad a la rutina. Para lograrlo y no lastimarnos en el intento es importante que utilicemos el peso adecuado y no nos pasemos de la ralla, ya que no realizaremos bien el entrenamiento y podremos lesionarnos, pues al realizar estos giros el movimiento se hace más complejo. Esta complejidad requiere un conocimiento perfecto del ejercicio para su ejecución.

Imagen | Chapendra

En Vitonica | Un pequeño giro de muñeca para aumentar la tensión en los ejercicios En Vitonica | Añade un giro a tus ejercicios

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos