Publicidad

Acidez de estómago, un malestar habitual en el deporte

Acidez de estómago, un malestar habitual en el deporte
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

Seguramente que a todos nos ha pasado en alguna ocasión que cuando practicamos deporte solemos desarrollar un malestar estomacal que se conoce como acidez. Una situación incómoda que nos dificulta la actividad, pero que se puede solucionar.

La acidez de estómago se produce por un exceso de secreción de ácidos estomacales que acaba por producirnos una sensación de quemazón y reflujo de los alimentos consumidos que en la mayoría de los casos nos resulta incómodo y puede llegar a producir dolor. Es importante saber los motivos que lo causan y las medidas que debemos tomar al respecto para evitar que se produzca.

No todas las personas tenemos el mismo estómago ni asimilamos de la misma manera los alimentos, algunos de nosotros por razones biológicas poseemos un estómago más delicado frente a determinado tipo de alimentos que necesitan una mayor secreción ácida para digerirse, algo que puede afectar en gran medida a nuestro estómago y producirnos las temidas molestias de la acidez de estómago.

Ante todo si padecemos habitualmente este malestar debemos adoptar una alimentación adecuada. Antes de nada es primordial acudir a un médico, si la acidez es habitual. Pero si no es así lo ideal es adoptar hábitos saludables encaminados a evitar estos problemas. El primero de todos es adaptar nuestra alimentación a la situación del estómago. Evitar alimentos demasiados fuertes ricos en grasas es primordial, ya que para digerirlos el estómago sufre más.

Los alimentos ricos en proteínas tampoco son muy recomendables, ya que su asimilación es compleja y aumentan la presión del cardias, dificultando aún más la digestión. Lo mismo sucede con los alimentos muy condimentados o demasiado picantes. Las verduras crudas también son un impedimento para una buena digestión, ya que normalmente fermentan en el estómago dificultando más la digestión al ralentizarla.

Pero no solamente los alimentos son los causantes de una mala digestión y la consecuente acidez, sino que existen diferentes acciones cotidianas que contribuyen. Fumar y consumir demasiadas bebidas gaseosas puede ser el detonante. Al igual que tener demasiada presión y nerviosismo a lo largo de la jornada, ya que el estrés a muchas personas se les acumula en el estómago y acaba desembocando en acidez.

Algunas posturas como acostarnos después de comer puede ayudar a crear acidez, lo mismo que flexionar el tronco habitualmente mientras estamos haciendo la digestión, que es uno de los principales problemas de los que acudimos al gimnasio que al realizar tantas posturas en las que interviene el tronco acabamos generando acidez de estómago. Elevar la cabecera de la cama un poco ayuda a evitar este problema.

Desde luego que unos hábitos de vida sanos nos ayudarán en gran medida a solucionar un malestar que afecta a mucha gente y que tenemos que poner remedio para que no vaya a más y acabe desembocando en problemas mayores. Usar protectores estomacales nos puede ayudar, pero siempre con prescripción médica.

Vía | Runners Imagen | Flickr/ autor Irina Souiki

En Vitonica | Alimentos difíciles de digerir En Vitonica | Malvavisco: un bálsamo medicinal En Vitonica | 10 alimentos 10

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir