Publicidad

Algunos de los ejercicios más lesivos

Algunos de los ejercicios más lesivos
6 comentarios

Publicidad

Publicidad

El ejercicio físico es muy beneficioso para el organismo y el correcto funcionamiento del mismo. El deporte nos ayuda a quemar calorías, fortalecer los músculos y conseguir unos huesos mucho más fuertes, pero no todo son ventajas si no sabemos hacerlo de la manera más adecuada. En este post nos vamos a detener en un punto en el que mucha gente no repara, las lesiones que se producen a raíz de la practica sin cabeza. En concreto vamos a hacer un pequeño repaso por alguno de los ejercicios más lesivos que solemos incluir de manera habitual en las rutinas.

Siempre estamos haciendo hincapié en lo importante que es saber realizar correctamente todos los ejercicios y hacerlo siempre con cabeza para que el cuerpo no se vea afectado. Muchas veces sin darnos cuenta ponemos en riesgo determinadas partes del cuerpo. En este post veremos que la gran mayoría de ejercicios potencialmente peligrosos para la salud integral del cuerpo son de piernas o tienen algo que ver con ellas, ya que en esta parte del cuerpo es muy importante la colocación de las mismas, pues al sujetar y mover grandes cargas es más fácil que las piernas se lesionen.

La sentadilla como uno de los más lesivos

La sentadilla es con el que vamos a comenzar, y es que siempre que se habla de ejercicios arriesgados entra ella en juego. Es verdad que es muy completa porque trabaja todas las piernas, pero es también muy arriesgado si no se sabe hacer bien. Sobre todo porque representa un desgaste total para las rodillas y las caderas, así como para la zona lumbar, sobre la que muchos dejan caer todo el peso del ejercicio. Para ello es necesario evitar correr riesgos, y si no se controla al máximo la técnica evitaremos hacer sentadillas muy profundas y cuidaremos al máximo el recorrido.

Prensa de piernas

Otro ejercicio habitual en las rutinas de piernas es la prensa. Con su ejecución conseguimos mucha potencia de piernas, pero una mala colocación de los pies y una realización defectuosa de las repeticiones pueden acabar por pasarnos factura. Ante todo debemos cuidar que las rodillas no soporten la tensión ni el empuje del ejercicio, lo mismo que debemos cuidar no estirarlas del todo al elevar la carga con las piernas. Esta práctica poco a poco puede acabar por desgastar nuestras rodillas y pasarnos factura.

Rotación de tronco

La rotación de tronco es un ejercicio muy controvertido también y de alto riesgo. Normalmente se utiliza para trabajar los oblicuos, pero no siempre es demasiado beneficioso, ya que por un lado afecta a la parte lumbar y a las rodillas. La zona lumbar no tiene por naturaleza demasiada flexibilidad y menos a la hora de realizar el giro que requieren las rotaciones de tronco. Por eso el daño que podemos hacernos en la parte lumbar es elevado. Las rodillas también pueden sufrir si el giro es demasiado brusco, pues tenderemos a girarlas y poder dañarlas.

Pull-over

El pull-over es otro ejercicio que muchos incluimos en nuestra rutina y debemos tener especial cuidado, ya que uno de los inconvenientes que tiene es la laxitud articular que se produce cuando realizamos este ejercicio. Hay que tener en cuenta que este ejercicio requiere de un movimiento muy amplio con una carga elevada, que puede acabar afectando las articulaciones del hombro, ya que gran parte de la tensión se desviará a ellas. Por este motivo es mejor realizar otros ejercicios que sustituyan a este o acortar el recorrido del mismo.

Cuidado con los ejercicios de pecho

Cuando realizamos cualquier ejercicio de pecho corremos el riesgo de alargar demasiado el recorrido y hacer sufrir a las articulaciones . Debemos prestar mucha atención a esto a la hora de realizar los diferentes ejercicios de pectoral tales como las aperturas, o los diferentes press. Es cierto que simplemente lo que hemos comentado son algunos de los más destacados que pueden poner en riesgo nuestra salud articular, pero existen muchos más, y por ello debemos variar la rutina o la forma de ejecutarla ante la menor molestia de cualquier articulación.

Imagen | alba.perezs2

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir