Compartir
Publicidad

Como superar los excesos con el alcohol en Navidad

Como superar los excesos con el alcohol en Navidad
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En la mayoría de celebraciones navideñas está presente el alcohol, y es que en estas fiestas es un acompañamiento que no suele faltar y del cual solemos abusar. Este abuso de alcohol produce en nuestro organismo una intoxicación etílica que es la causante de la temida y odiada resaca.

Para poder evitar la resaca y saber cómo tenemos que actuar frente a ella es importante que sepamos por qué se produce y como disminuiremos los efectos que tiene sobre el organismo, ya que nuestro cuerpo se verá afectado por este exceso de alcohol. Los efectos más inmediatos de la resaca suelen ser dolor de cabeza, sed derivada de la deshidratación que sufrimos...

El exceso de alcohol en la sangre suele producir una mayor pérdida de líquidos, pues deja de funcionar la hormona encargada de controlar la hidratación corporal y evitar que el riñón elimine demasiado líquido por la orina. Cuando los niveles de alcohol son elevados eliminamos más líquido y el cuerpo echa mano de las reservas del organismo bajando los niveles de hidratación del resto de órganos, por este motivo sentimos mucha sed, y es que el cuerpo nos pide hidratación.

Esta deshidratación es la causante directa del dolor de cabeza que suele acompañar las resacas, y es que al disminuir los niveles de hidratación del cuerpo, las meninges que recubren el cerebro se dilatan y son las causantes del dolor. Además, el hígado, los riñones y el intestino se ven afectados por el exceso de alcohol, pues para su digestión es necesaria una mayor secreción de sustancias ácidas, con lo que se produce una inflamación de estas partes del cuerpo que nos suelen causar dolor.

Para mitigar estos efectos lo fundamental es iniciar una dieta depurativa el día después de haber ingerido demasiado alcohol. Esta dieta simplemente se basará en caldos de verduras, legumbres, cereales integrales, frutos secos y leche. Lo que intentamos con esta dieta es evitar forzar en exceso el organismo, para lo que ingerimos alimentos fáciles de procesar y de asimilar.

Desde luego que la ingesta constante de agua es importante. Durante esta jornada no tenemos que probar otro tipo de líquido a excepción de zumos de naranja, tomate, limón o mandarina, que además de hidratarnos nos aportarán altas dosis de vitamina C necesaria para reponernos de la intoxicación etílica debido a la función que tiene sobre los diferentes órganos del cuerpo.

Además de no forzar al organismo en lo que a ingesta de alimentos se refiere, es importante que descansemos y no realicemos actividades demasiado extenuantes. Una siesta después de comer siempre nos ayudará a reponernos. Así como combatir el dolor de cabeza con el ácido acetil salicílico, que no dañará nuestro organismo, sino que al ser un vasodilatador mejorará la circulación sanguínea.

Es importante que tengamos en cuenta estos puntos para no sufrir tras un exceso de alcohol en estas fiestas navideñas. Aunque desde luego lo más recomendable es no pasarse con el alcohol.

Imagen | SXC

En Vitonica | Cuidado con el exceso de alcohol en las comidas navideñas
En Vitonica | Un estudio revela al alcohol como la causa de múltiples enfermedades
En Vitonica | ¿Está realmente el alcohol relacionado con el aumento de peso?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos