Compartir
Publicidad

Consejos para evitar la sequedad de la boca en primavera por causa de la alergia

Consejos para evitar la sequedad de la boca en primavera por causa de la alergia
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Estamos en época de polen y por ello lar alergias aparecen en muchas personas. Esto hace que nuestro estado general empeore considerablemente, ya que las vías respiratorias se ven afectadas con exceso de mucosidad, sequedad… Por este motivo en este post nos queremos detener en cómo combatir un mal colateral que aparece con la alergia, se trata de la sequedad de la boca y las ganas constantes de beber agua.

Normalmente la sequedad de garganta suele producirse por varias razones. En primavera la principal es la alergia, ya que nuestro cuerpo experimenta dificultades en las vías respiratorias como la segregación de mucosidad, obstrucción de la nariz, lo que nos hace respirar por la boca aumentando así la sequedad de esta parte del cuerpo y dándonos la sensación de sed constante. Por ello vamos a dar algunos consejos para evitar al máximo esta sensación.

Mantener la garganta húmeda

En primer lugar es importante mantener la garganta húmeda para evitar la irritación de la misma. Para conseguirlo lo mejor es beber líquidos de manera constante. La manera de hacerlo será muy sencilla, y es que simplemente es importante humedecer la garganta con simples y cortos tragos de líquidos que nos mantendrán esta parte del cuerpo hidratada y a la vez libre de mucosidades que pueden agravar más el problema de sequedad.

Istock 000010278535 Small

También podemos echar mano de algunas soluciones líquidas que mejorarán la asepsia de la garganta y recuperarán mucho mejor y más rápido su estado normal. Beber agua constante y de vez en cuando tomar una cucharada de miel es una buena opción, así como ingerir infusiones de té con limón o té con miel… Esto nos ayudará a encontrarnos mucho mejor sin apenas darnos cuenta.

Mantener la salivación constante

Otro truco que nos puede servir es mantener la salivación constante para mejorar la hidratación de la garganta. Para conseguirlo podemos echar mano de caramelos que nos ayuden a mantener la garganta lubricada. El chicle es otra alternativa, aunque hay personas que no lo toleran demasiado y les da gases, por eso es mejor que nos decantemos por los caramelos. Además, existen pastillas calmantes para cuando tenemos la garganta irritada.

Utilizar humidificadores

También podemos tomar medidas externas como el uso de humidificadores para hacer que le ambiente esté más húmedo y la sequedad sea menor. Estos aparatos nos ayudarán a respirar mucho mejor y evitar así la sequedad. Usar agua de mar para realizar limpias de las vías respiratorias es otra alternativa externa que podemos usar para conseguir una mejor respiración y lograr así disminuir el tiempo que respiramos por la boca.

Es cierto que cuando la sequedad es elevada y la respiración no es la correcta, lo mejor es acudir a un especialista que nos examine y compruebe qué es lo que nos está produciendo este estado, ya que a lo mejor es necesario que sigamos un tratamiento especial para mejorar con el paso del tiempo.

Imagen | IstockPhoto Imagen 2 | IstockPhoto

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio