Compartir
Publicidad
La ciencia y la búsqueda de la "cura" para la obesidad
Wellness

La ciencia y la búsqueda de la "cura" para la obesidad

Publicidad
Publicidad

Hay problemas de salud que ya tienen solución; no necesitamos esperar a que inventen una pastilla para tratarlos.
No es la primera vez que leemos en algunos medios que aparecen nuevos datos sobre investigaciones orientadas a identificar causas de la obesidad, buscando mecanismos genéticos y medidas para contrarrestarlos.

En este caso, aparece una nueva noticia, que comenta un nuevo trabajo de investigación en el que se ha detectado el mecanismo por el cual genes concretos pueden influir en el metabolismo, favoreciendo que la grasa se almacene o se consuma. Esto puede ser el comienzo de tratamientos para la obesidad, o al menos, para esta predisposición genética a almacenar grasa.

Sin duda los avances científicos en cuanto a conocer más datos sobre la obesidad, mecanismos genéticos, estilo de vida o causas que puedan propiciarla, son herramientas clave para prevenir y tratar este problema tan extendido en nuestra sociedad.

Investigaciones como la que comentamos en esta entrada hacen referencia a la búsqueda de marcadores genéticos que predispongan, en cierta medida, a la obesidad, para poder buscar un tratamiento para las personas en riesgo.

Obesidad: Cura para un mal que ya tiene cura

Sin embargo, también sabemos que, aunque hay múltiples factores relacionados con la obesidad, está claro que la dieta y el estilo de vida juegan un papel principal. Aún habiendo factores genéticos, enfermedades o toma de medicamentos que tengan como efecto la predisposición a la obesidad, sabemos que la dieta saludable, adecuada para le individuo, y unos hábitos saludables de estilo de vida y ejercicio son un tratamiento eficaz para ayudar en este tipo re problemas.

Ojo, no quiero menospreciar este tipo de investigaciones: nada más lejos de mi intención. Sino que quiero recalcar que, mientras muchos esperan a que la ciencia encuentre una "cura" para problemas como la obesidad, el tabaquismo, problemas cardiovasculares, enfermedades como la diabetes... Tenemos ya herramientas útiles para prevenir y tratar estos males: vida sana y ejercicio.

Más ejercicio, más salud

Y es algo que podemos hacer desde ya, lógicamente, asesorados por profesionales (del ejercicio y de la salud) para conseguir los mejores resultados para nuestra salud. Y lo podemos hacer sin tener que esperar a que descubran una pastilla que pueda tener los mismos efectos beneficiosos que el ejercicio...

Conocemos problemas de salud que mejoran más con el ejercicio que con la toma de pastillas, y sabemos que el sedentarismo es tan mortífero como el tabaco. Por ello creo que, mientras las investigaciones sobre obesidad y otros problemas de salud avanzan, tenemos que utilizar las herramientas que tenemos y que, además, son eficaces y hasta divertidas ¿no os parece?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio