Compartir
Publicidad

La congestión nasal, un enemigo de los entrenamientos

La congestión nasal, un enemigo de los entrenamientos
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En anteriores post hemos comentado la importancia que tiene una correcta respiración a la hora de llevar a cabo el ejercicio, y es que el oxígeno es fundamental para que el organismo reciba toda la energía que necesita ala hora de efectuar las diferentes rutinas de entrenamiento. El problema está cuando en épocas como el invierno sufrimos una congestión y no nos es posible respirar correctamente. Es importante que tengamos en cuenta la importancia que tiene una correcta respiración a la hora de realizar adecuadamente los diferentes ejercicios.

El oxígeno es esencial para realizar adecuadamente las diferentes rutinas de entrenamiento que llevamos a cabo. A través del oxígeno obtenemos la energía necesaria para poder hacer frente a la resistencia del deporte. Es uno de los principales combustibles que utilizan las células musculares a la hora de obtener la fuerza que necesitan, por eso que sea tan importante para todo deportista mantener una correcta respiración.

El frío del invierno es uno de los principales desencadenantes de la congestión. Este proceso lo que hace es taponar las vías respiratorias, tanto las nasales como la garganta. Esto hace que nos sea difícil respirar, algo que juega en contra de nuestro rendimiento a la hora de entrenar, y es que la congestión es algo muy habitual en esta época, y por eso muchos de nosotros en algunos casos nos encontramos decaídos o bajos de forma y sentimos que no evolucionamos en los entrenamientos.

Cuando realizamos ejercicio conseguimos que la circulación sanguínea se acelere debido a que las células de los músculos necesitan mayor cantidad de oxígeno para poder realizar la combustión del glucógeno y las grasas de donde obtienen la energía necesaria para poder realizar los diferente ejercicios. Si todo sucede de forma correcta no reparamos en la respiración, ya que es un acto automático que el cuerpo lleva a cabo por sí solo para dotar a los órganos de lo que necesitan.

Cuando estamos congestionados este proceso no se produce a la misma velocidad, ya que la recepción de oxígeno por parte del organismo no es igual que si respiramos de forma correcta. Al recibir menos oxígeno la velocidad de la circulación de la sangre no es la misma, por lo que la energía que obtendrán las células será mucho menor, y por ello el rendimiento frente al ejercicio no será el mismo. Sabiendo esto es necesario que tengamos en cuenta la utilización de productos para poder respirar mejor, como las tiras que abren las fosas nasales para poder respirar mejor. Usar vapor de eucalipto también es una buena solución para abrir las vías respiratorias y obtener el oxígeno que necesitamos.

Imagen | evah

En Vitonica | Consejos para la congestión nasal En Vitonica | Respiración y ejercicio físico En Vitonica | Consejos para respirar correctamente a la hora de hacer ejercicio

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio