Algunos consejos para aprovechar al máximo los entrenamientos

Sigue a

concentracion.jpg

Todos sabemos que apenas tenemos horas en el día para realizar todo lo que queremos. Lo mismo nos sucede a la hora de entrenar en el gimnasio, y es que en la mayoría de los casos asistimos sin apenas tiempo, por lo que recurrimos a realizar la rutina más rápido.

Es importante que sepamos que la velocidad está reñida con el aumento de peso, pues ésta normalmente nos incita a realizar una tabla de entrenamiento incompleta, falta de calidad y que entrena muy por encima los diferentes grupos musculares. Para evitar esto es importante planificar la rutina de acuerdo con el tiempo del que disponemos, y es que es primordial que el desarrollo de los ejercicios sea el correcto, pues de otra forma nunca progresaremos.

Tenemos que saber que la mejor forma de obtener una masa muscular desarrollada y de calidad es mediante la concentración muscular y el aislamiento del grupo que estemos trabajando. Está comprobado que la gente que entrena concentrándose en el ejercicio que realiza acabará por ganar más volumen, ya que la ejecución del ejercicio será la adecuada y el aprovechamiento óptimo.

Esta forma de entrenar basada en la concentración muscular conseguirá una mayor fatiga muscular, pues la tensión en el desarrollo del ejercicio es constante, tanto que en la mayoría de los casos el peso que vamos a levantar no va a ser excesivo, ya que al concentrar aprovechamos todas las fases del ejercicio, tanto la positiva como la negativa, consiguiendo de esta manera un mayor provecho de la rutina.

Para ello es necesario realizar el ejercicio lentamente, intentando aguantar un par de segundos cuando hayamos llegado al tope de la fase positiva de levantamiento. Una vez hecho esto es importante que la fase negativa o de retorno no se lleve a cabo de forma rápida. Si queremos aprovechar más el ejercicio es necesario aguantar en esta fase y regresar a la postura inicial de forma lenta.

El peso en estos casos tiene que pasar a un segundo plano. Lo primordial es realizar el ejercicio correctamente haciendo que trabaje el músculo que nos interesa. Quizá al principio nos pueda parecer sencillo ejecutar ese ejercicio con el peso que hemos seleccionado, pero a fuerza de repetir concentrando en cada movimiento conseguiremos llegar a agotar el músculo y no poder con más peso.

Si por el contrario queremos levantar mucho peso acabaremos por realizar muy pocas series y de mala calidad en las que apenas concentraremos el movimiento y la congestión del músculo que nos interesa será mínima, pues entrarán en escena otro tipo de músculos adyacentes que nos servirán de apoyo para hacer frente al excesivo peso. Desde luego que es importante aumentar el peso para progresar, pero tenemos que ser coherentes y saber nuestras cualidades y hasta donde podemos llegar.

Si entrenamos de forma lenta, reflexiva y concentrando en cada movimiento conseguiremos unos músculos mejor trabajados, a la vez que evitamos lesiones derivadas de un ejercicio rápido e inadecuado. Es importante que reparemos en esto y no acudamos al gimnasio con prisas o con demasiados ejercicios que hacer.

Imagen | Gettyimages

En Vitonica | Para ganar volumen ¿aumento más el peso?
En Vitonica | Cómo saber el peso que debemos levantar en cada ejercicio
En Vitonica | La hormona de crecimiento y el rendimiento físico

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

5 comentarios