Compartir
Publicidad
Las mezclas de frutas que me sientan peor
Alimentos funcionales

Las mezclas de frutas que me sientan peor

Publicidad
Publicidad

La fruta es un tipo de alimento muy bueno para la salud debido a que es una fuente de vitaminas y fibra muy importante. Además, sus altas cantidades de antioxidantes nos ayudarán a mantener un organismo en perfecto estado. Pero hay veces que en mi caso no son la mejor opción porque me pueden afectar al estómago. Seguro que a vosotros alguna vez os ha pasado algo similar. Por ello quiero comentaros algo sobre las mezclas de frutas que a mí me sientan peor.

El conocimiento a la hora de consumir alimentos es la mejor manera de saber combinarlos, ya que al fin y al cabo suelen estar compuestos de diferentes sustancias que pueden ser incompatibles entre sí y pueden afectar a nuestro organismo. Simplemente conociéndonos a nosotros mismos y sabiendo lo que nos hace mal nos servirá, y por ello quiero exponer mi caso con las frutas.

451818063

Grupos de frutas

Antes de nada me gustaría hacer una distinción y agrupar las frutas en varios tipos diferentes en función de su composición. Para muchos es fundamental no mezclar estos tipos de fruta entre sí para que no resulten indigestas. En mi caso no me sucede con todas, pero con algunas sí noto lo pesadas que pueden llegar a ser para la digestión:

  • En un primer grupo estarían las frutas consideradas neutras en las que vamos a destacar las siguientes: Aguacate, coco y los frutos secos en general.
  • Como segundo grupo vamos a señalar las frutas llamadas dulces por su mayor cantidad de fructosa: albaricoque, ciruela, manzana, sandía, plátano, melón, uvas, nísperos, papaya, cereza, guayaba, higo, pera…
  • Otro grupo serían las consideradas como semi-ácidas: fresa, manzana verde, ciruela, granada, lima, melocotón, mandarina, frambuesa, mango…
  • Por último tendríamos las frutas consideradas ácidas: arándano, limón, piña, uva, maracuyá, pomelo, mora, tamarindo, kiwi, naranja…

Mezclas de frutas para mí son molestas

Según mi experiencia, y sabiendo estas diferenciaciones, lo mejor es decantarnos siempre por consumir a la vez frutas de las mismas características o tipo de acidez, para así facilitar al máximo las digestiones y evitar mezclas incómodas para la salud. El problema está sobre todo en el PH de las mismas y en el efecto que esta mezcla puede desencadenar en el organismo. Por ello quiero dar algunas mezclas que para mí resultan como un bomba estomacal.

462363815

Seguro que en más de una ocasión nos hemos preparado un zumo de zanahoria con naranja debido a la alta concentración que tiene de vitamina A y C y lo saludable que es para el organismo. Pero en mi caso no es tan bueno, pues me afecta, sobre todo el estómago, ya que aumenta mi acidez y con ello aparece el reflujo. Seguro que a muchos no os pasa esto, pero en mi caso la acidez de estas frutas me afecta.

Otro punto que he observado que a mí me afecta es el consumo de frutas oxidadasLas. Seguro que más de una vez habéis consumido una manzana marrón debido al efecto del aire. Para muchos esto no tendrá ningún efecto, pero en mi caso es muy indigesto. Según algunas teorías, se debe a que el efecto del oxígeno en la frutosa hace que la fruta sea más pesada y más indigesta. De todos modos una cosa nos queda clara, que es menos nutritiva, ya que muchas vitaminas se pierden por la oxidación.

117829053

Otra mezcla que a mí me hace sentir acidez de estómago inmediata es la de la piña con los lácteos. Es muy habitual mezclar la piña con nata, o con yogurt. Esta mezcla a muchos les gusta y sienta bien, pero en mi caso es toda una bomba. Según algunas teorías, la bromelina de la piña al entrar en contacto con la lactosa produce gases en el estómago y ralentiza el proceso digestivo. la verdad que no sé bien si tendrá algo que ver la leche o la piña, pero solo sé que a mí me sienta mal esta mezcla y posiblemente a muchos de vosotros también.

Por ello es importante que tengamos en cuenta que la fruta también puede sentarnos mal, ya que sí es cierto que es un alimento saludable y aparentemente inofensivo, puede ser muy molesto si no nos escuchamos o prestamos atención a sus efectos. Para atajarlo me ha apetecido daros a conocer mis mezclas nefastas de fruta, y me gustaría que vosotros dieséis a conocer las vuestras para que entre todos sepamos como usar mejor las frutas.

Imagen | ThinkStock Imagen 2 | ThinkStock Imagen 3 | ThinkStock Imagen 4 | ThinkStock

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio