Compartir
Publicidad

Probamos Curve: una cinta de correr curvilínea que te permite consumir un 30% más de calorías

Probamos Curve: una cinta de correr curvilínea que te permite consumir un 30% más de calorías
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La semana pasada pude probar una cinta de correr un tanto diferente: se trata de Curve, una cinta que reproduce exactamente el movimiento humano en carrera. ¿Cómo se consigue esto? Básicamente quitándole el motor a la cinta tradicional y creando una superficie curva en lugar de paralela al suelo en la que correr.

¿Cuáles son sus beneficios? Por un lado, entrenamos de forma mucho más efectiva los músculos de la parte posterior de las piernas, ya que la cinta no se mueve y somos nosotros los que tenemos que moverla. Por otro, el gasto calórico total es mayor, ya que nuestro esfuerzo al mover la cinta también lo es. Por último y más importante: mejora tu técnica de carrera. ¿Qué mas se puede pedir?

El material en el que está realizado la cinta hace que absorba el impacto y protege de esta forma las articulaciones. Lo mejor es que mejoras la técnica de carrera (favorece la entrada con el mediopié en lugar de entrar taloneando) sin pensar en la técnica de carrera: simplemente te subes, comienzas caminando y cuando te sientas seguro, echas a correr.

Mi experiencia corriendo en la Curve

Al principio estaba un poco asustada, ya que mi técnica de carrera no es muy buena y soy de las que entra totalmente con el talón (lo noto incluso con las zapatillas amortiguadas), pero el resultado lo podéis ver vosotros mismos en el vídeo: entrando de metatarso y sin apoyar apenas los talones. Esto la primera vez que me subí en la cinta tras una sesión de entrenamiento barefoot.

La sensación inicial es muy rara: de inestabilidad e inseguridad (es un ejercicio que no había hecho nunca), pero bastan unos minutos caminando para hacernos con la técnica correcta y sentirnos mucho más seguros.

El entrenamiento sobre la Curve es mucho, mucho más duro que sobre una cinta tradicional: hasta que coges velocidad cuesta bastante mover la cinta y el esfuerzo es mucho mayor que en carrera indoor, mucho más parecido a la carrera en la calle.

Pero me gustó mucho, sin duda lo incluiría en mis entrenamientos diarios. Totalmente recomendable para todos los que busquen correr de una manera más natural y mejorar su técnica de carrera para prevenir posibles lesiones y patologías.

Muchas gracias al estudio V21 Fisiotraining por invitarnos a probar Curve.

Imagen | Woodway
En Vitónica | Los pros y los contras de la cinta de correr

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos