Compartir
Publicidad
Publicidad

Comer en el trabajo. Operación bikini

Comer en el trabajo. Operación bikini
Guardar
6 Comentarios
Publicidad

Muchos de nosotros comemos a diario en la oficina o fuera de casa y apenas tenemos tiempo para ingerir una comida completa. En la mayoría de los casos solemos echar mano de un bocadillo o un plato rápido, algo que no tiene por qué estar reñido con el control del peso. Es cierto que debemos saber elegir los ingredientes de cada uno de estos alimentos que nos vamos a llevar a la boca para evitar que el aporte calórico sea demasiado alto.

Antes de nada debemos saber que el pan utilizado debe ser integral. Podemos optar por variedades de centeno, multicereales, trigo integral, arroz integral… Junto a esto no deben faltar los vegetales y las carnes como el pavo o el pollo, que tienen un bajo contenido en grasas. Es muy aconsejable prepararlas a la plancha o al horno para evitar añadirles más grasas. Junto a esto los pescados pueden ser otra buena alternativa para comer en el trabajo. Algunos como el atún nos aportarán buenas dosis de proteínas con bajo contenido de grasas saturadas.

Es importante que no añadamos salsas a nuestras comidas, ya que estos condimentos lo único que hacen es añadir calorías a los alimentos, que en la mayoría de los casos suelen ser vacías y afectan directamente a nuestra línea y a la salud, que se verá deteriorada poco a poco. A pesar de tener poco tiempo para comer, es fundamental que nos preparemos antes la comida del día después y que no echemos mano de cualquier cosa. Lo mismo sucede con la forma de masticar, que debe ser lenta de modo que ensalivemos muy bien los alimentos para facilitar su digestión.

Imagen | topfer

En Vitonica | ¿Es una buena elección sustituir la comida por un bocadillo?
En Vitonica | Ideas para comer de tupper, pero saludable

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos