Compartir
Publicidad

Nueve cenas prohibidas si quieres evitar subir de peso

Nueve cenas prohibidas si quieres evitar subir de peso
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La cena es una de las comidas más maltratadas en la sociedad actual, y también, una de las que más debemos cuidar si buscamos mantener el peso actual o perder kilos. Pero muchas veces caemos en el error de echar mano a platos "fáciles" o listos para consumir como las siguientes nueve cenas prohibidas si quieres evitar subir de peso.

Nueve cenas que debes evitar si no quieres engordar

Si deseas mantener el peso y no engordar o si estas intentando deshacerte de los kilos de más y cuidar la salud, os presentamos las nueve cenas que debes evitar en tu dieta habitual:

  • Nuggets de pollo: aunque los elaboremos al horno y nos ayuden a resolver una comida en casa en cuestión de minutos, debes saber que estos bocados poco tienen de pollo y están colmados de grasas, harinas refinadas y sodio. Lo mejor en su reemplazo puede ser una pechuga de pollo a la plancha que se elabora en cuestión de minutos y es mucho más saludable y ligera.
  • Sopas ramen en bote: es solo unos segundos lo que nos lleva abrir el bote y ya tenemos la cena resuelta, sin embargo, este tipo de preparaciones están colmadas de sodio, grasas e hidratos simples. Casi no sacian y son densas energéticamente hablando, además, contienen glutamato monosódico un componente que puede estimular considerablemente nuestro apetito. Una sopa elaborada en casa puede ser menos rápida pero mucho más saludable para nuestra cena.
  • Palitos de pescado o pescado empanizado: al igual que sucede con los nuggets, estos bocados están elaborados con gran cantidad de "sobrantes" del pescado como tal, por lo que poco tienen de proteínas de calidad y posee alta proporción de harinas refinadas en su composición. Además, tienen grasas y sodio en elevadas cantidades. Abrir una lata de atún al natural es igual o más rápido que cocinar palitos de pescado y nutricionalmente resulta mucho más recomendable.
  • Hamburguesas congeladas: son la tentación al momento de lograr una cena rápida y sabrosa, pero este tipo de preparaciones están colmadas de grasa y sodio que acentúan el sabor del plato y nos anima a continuar comiendo. Pueden contener grasas trans y cantidades variables de hidratos simples en su composición. Una alternativa igual de rápida y mucho más sana es un filete de ternera a la plancha.


9375830754 4c2750f891 B

  • Pizza congelada: es una de las preparaciones que esconde mucho azúcar en su interior y que además, posee grasas y sodio en cantidades no menores, por lo que, resulta una preparación que no sacia sino que nos incentiva a comer más y más.
  • Pasta de bote: a diferencia de una pasta seca hervida, la pasta de bote lista para consumir tiene saborizantes que incrementan el contenido de sodio, grasas y calorías del plato, por ello, mejor reemplazar su ingesta por un puñado de fideos secos hervidos en casa que acudir a esta opción lista para consumir.
  • Perritos calientes: con más del doble de grasa que de proteínas y una alta proporción de sodio, los perritos calientes o hot dogs son una preparación más que deberíamos evitar en nuestras cenas si no deseamos engordar. Podemos en su reemplazo acudir a alimentos más sanos como bocadillos de carnes frescas, o incluso, de jamón cocido o serrano que tienen mejor calidad nutricional que los perros calientes.
  • Ensaladas envasadas: aunque no todas las opciones son iguales, debemos saber que muchas ensaladas listas para consumir tienen más calorías que las patatas fritas, pues algunos añadidos pueden estar colmados de grasas y/o azúcares tales como los rebozados, las salsas y/o quesos que se incorporan.
  • Pasta o arroz congelado: desde un arroz tres delicias hasta unos raviolis en salsa congelados, listos para calentar y consumir tienen muchas calorías y concentran hidratos simples, grasas y sodio. Incluso, esconden azúcares en su composición. Éstos platos fácilmente podemos reemplazarlos por arroz hervido en casa o pasta fresca cocinada con nuestras propias manos.

Estas son nueve cenas prohibidas si deseas evitar subir de peso con ayuda de una buena dieta. Claramente los procesados son los enemigos principales al momento de comer mejor y cuidar la salud, pues resuelven comidas fácilmente pero a expensas de una peor calidad nutricional y desplazan comidas mucho más sanas que podemos elaborar en casa.

En reemplazo de estos alimentos y/o preparaciones siempre tenemos la posibilidad de lograr cenas saludables y fáciles en casa, escogiendo verduras frescas, carnes magras a la plancha o cereales hervidos junto a vegetales.

Por supuesto, si quieres evitar la ganancia de peso y cuidar la salud, la cena debe cuidarse pero también el resto de las comidas del día, pues todo suma para proteger al organismo mediante la alimentación diaria.

Bibliografía consultada | The American Journal of Medicine, November 2013Volume 126, Issue 11, Pages 1018–1019.
Imagen | Thetalesend, y Kelly Garbato.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos