Publicidad

Gimnasios al aire libre: así puedes usar sus máquinas para ponerte en forma
Entrenamiento

Gimnasios al aire libre: así puedes usar sus máquinas para ponerte en forma

Publicidad

Publicidad

Los gimnasios al aire libre no son algo nuevo puesto que ya en la época de Arnold Schwarzenegger existían. Aquellos gimnasios que recordamos estaban equipados con bancos, mancuernas, barras y discos para satisfacer las necesidades de los culturistas de la época, sin embargo de los que nosotros estamos hablando hoy son los que podemos ver en muchos parques como el de la imagen.

Aunque podemos encontrar en estos gimnasios al aire libre zonas o estructuras para practicantes de calistenia, también hay a disposición de los usuarios diversas máquinas que por lo general transforman un porcentaje de nuestro peso corporal en carga que nosotros debemos desplazar.

Si nunca has sabido cómo usar la maquinaria de estos parques o cómo sacarle partido, en este artículo te explicamos cómo hacerlo.

¿Qué maquinaria y estructuras típicas podemos encontrar en este tipo de gimnasios?

Img 20191010 Wa0065

Las instalaciones, estructuras y maquinaria que podemos encontrar en este tipo de gimnasios al aire libre son muy variadas puesto que el diseño o selección de ejercicios no siempre son los mismos.

Dicho esto, nos podemos encontrar desde parques dedicados exclusivamente a la calistenia hasta parques orientados a los adultos mayores. Los primeros ofrecen estructuras para trabajar con el peso corporal y los segundos diversos aparatos o máquinas que mediante movimientos guiados se enfocan en unos u otros grupos musculares. En el norte de España y sur de Francia podemos encontrar muchos de estos gimnasios a lo largo de la costa del mar Cantábrico.

El mecanismo que se encuentra detrás del funcionamiento de estas máquinas es sencillo y se adapta en términos de esfuerzo a cualquier persona puesto que ofrece más resistencia cuanto más peso corporal posee la persona. De esta manera las personas con más masa corporal tendrán que superar una resistencia mayor que las personas con menos masa.

¿Cómo puedo usar las máquinas que hay en estos gimnasios?

Img 20191010 Wa0064

No debes preocuparte, sería muy extraño no contar con instrucciones detalladas en el propio aparato así como de los grupos musculares implicados. También es común que indiquen el volumen de trabajo recomendado en función del nivel de la persona, por lo general, bajo, medio o alto. De esta manera si es la primera vez que usas estas máquinas empieza por el nivel más bajo de series y repeticiones y ve progresando.

Extensión de rodilla y flexión de brazos

Maquina2

En este ejercicio involucramos tanto el tren superior como el inferior mediante una extensión de rodilla y una flexión de brazos. Esto involucra tanto nuestros cuádriceps como nuestros bíceps.

Los usuarios más principiantes harán tres series de 12 repeticiones, los intermedios 18 y los avanzados 25 repeticiones. Descansaremos un minuto entre cada serie aunque podemos reducirlo o aumentarlo en caso de que sea necesario. El tiempo de descanso no deja de ser otra variable a manipular para progresar.

Prensa de piernas 

Maquinas3

En este ejercicio también involucramos los cuádriceps mediante una extensión de rodilla. Es el ejercicio más parecido a la prensa que podemos encontrar en los gimnasios convencionales. Como hemos dicho anteriormente, será nuestro peso corporal el que determine cuanta carga debemos desplazar. El diseño de la máquina transforma un porcentaje determinado de nuestro peso corporal por lo que cada persona puede encontrar la carga adaptada a sí misma.

Los más principiantes realizarán tres series de 12 repeticiones, los intermedios cuatro series de 16 y los más experimentados cinco series de 20. 

Si el nivel de esfuerzo fuera demasiado bajo siempre puedes sentarte en la máquina cargado con una mochila o chaleco de lastre. 

Aducción de pectoral

Maquina1

Este ejercicio reproduce exactamente el movimiento de aducción que realizan nuestros pectorales, es decir, aproximar los brazos a la linea media de nuestro cuerpo.

Es importante realizar una fase concéntrica potente y rápida y una fase excéntrica lenta y controlada. Esto quiere decir que debemos juntar los brazos rápidamente y separarlos controladamente.

Los más principiantes pueden empezar por tres series de 12 repeticiones e ir avanzando hacia 18 y 25. 

Elípticas para el sistema cardiovascular

Img 20191010 Wa0074 Fotor

Esta elíptica no difiere mucho de cualquier elíptica que podemos encontrar en un gimnasio convencional. La mecánica y trayectoria de movimiento de piernas y brazos es la misma salvo que en estas no existe resistencia regulable. Esto hace que estas elípticas estén más orientadas a personas completamente sedentarias que a deportistas regulares

Esto último sucede también con los clásicos pedales fijos que podemos encontrar anclados al suelo frente a bancos en este tipo de parques o gimnasios urbanos al aire libre. Es importante señalar que estos aparatos no suelen estar muy adaptados en cuanto a la morfología de cada persona por lo que es común que muchas personas no terminen de estar cómodas o bien colocadas en cuanto a higiene postural se refiere. 

Imágenes | iStock, Vitónica

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir