Compartir
Publicidad
Publicidad

Fortalecimiento óseo a través del ejercicio

Fortalecimiento óseo a través del ejercicio
Guardar
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En infinidad de ocasiones hemos comentado en qué cosiste la osteoporosis y los efectos que tiene sobre nuestra estructura ósea. Como ya sabemos se trata de una enfermedad que se caracteriza por la pérdida progresiva de la masa ósea. El debilitamiento de los huesos y sus consecuencias físicas son la nota predominante de esta enfermedad que afecta a mucha población. Por norma general cuando comienza a aparecer muchas personas dejan de lado la actividad deportiva. Nada más lejos de la realidad, ya que el deporte nos ayudará a ralentizar su avance y mejorar el estado de los huesos.

Como ya sabemos los huesos son el sostén de nuestro cuerpo. La estructura ósea es la que determina la postura que vamos a tener, pues sustentan todos los músculos del cuerpo, es decir, son el armazón de nuestro organismo. Por este motivo es importante que les prestemos atención y les alimentemos como es debido. No solo dotarles de los nutrientes que necesitan es esencial, sino que también es importante fortalecerlos a través del ejercicio, ya que éste tiene una serie de efectos sobre los huesos.

Practicar ejercicio no solo ayudará a que nuestros músculos mejoren y se presenten más tonificados y fuertes, sino que este mismo ejercicio tendrá una reacción inmediata en los huesos y su densidad, ya que al mantener los músculos más contraídos y al efecto que la gravedad tiene en el organismo, crearemos una serie de fuerzas que aumentarán el riego sanguíneo afectando así también directamente a los huesos y su estructura. Los huesos son los que soportan el peso corporal, y si a esto le sumamos los impactos derivados del deporte, la densidad ósea aumentará mejorando la calidad de los mismos, por lo que el deporte es una buena prevención, además de mejorar la calidad del hueso en personas afectadas de osteoporosis.

Pero no toda actividad deportiva tiene los mismos efectos a la hora de conseguir una buena remodelación ósea, por eso es necesario que sepamos lo que debemos hacer. En primer lugar es necesario que tengamos en cuenta las cargas utilizadas, pues deben ser importantes para que el impacto sea mayor. Los movimientos que vamos a realizar a la hora de practicar deporte deben ser de baja intensidad, pero sí rápidos, de modo que pillemos a los músculos desprevenidos. Por ello es necesario que realicemos cambios de dirección habitualmente, sobre todo cuando practicamos carrera para así someter a nuestra estructura ósea cambios que ayudarán a mejorar su densidad.

El hueso debe verse sometido a torsiones, presiones y movimientos en los que se vea involucrado para actuar directamente sobre él y estimular de este modo su fortalecimiento, pero esta estimulación no tiene un efecto inmediato, sino que se notará a partir de los ocho meses más o menos. Es importante que seamos constantes a la hora de efectuar los entrenamientos encaminados a fortalecer los huesos, ya que de este modo poco a poco lograremos unos huesos más fuertes. Una cosa que debemos tener en cuenta es que siempre debemos pedir consejo a nuestro médico si padecemos osteoporosis, ya que a veces el exceso de ejercicio de estas características puede hacernos más mal que bien. A modo de prevención y fortalecimiento óseo es una de las mejores técnicas que existe.

Vía | Portalfitness
Imagen | photobunny

En Vitonica | El entrenamiento con pesas es fundamental para las personas mayores
En Vitonica | La práctica de ejercicio previene y mejora la osteoporosis
En Vitonica | Levanta pesas por tu salud

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos