Compartir
Publicidad

La comida basura podría reducir el rendimiento escolar en los niños

La comida basura podría reducir el rendimiento escolar en los niños
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Se sabe que la comida basura es abundante en la dieta de los más pequeños y se asocia a mayor riesgo de sufrir obesidad infantil, sin embargo, las consecuencias de su ingesta no terminan allí, pues un reciente estudio señala que la comida basura podría reducir el rendimiento escolar en los niños.

El estudio analizó a más de 11000 niños de quinto grado y vinculó sus hábitos de consumo con su desempeño en octavo grado, observando que aquellos que más comida basura incluían en su dieta tenían menor rendimiento académico y calificaciones un 20% más bajas que quienes no consumían comida rápida.

Incluso después de considerar factores que pueden afectar el rendimiento escolar como los antecedentes familiares, nivel socioeconómico, horas de televisión, realización de actividad física, características de su barrio y alimentos consumidos en general, se continuó asociando a la comida rápida con menor rendimiento en alfabetización y lectura, matemáticas y ciencias.

El vínculo podría estar dado por los nutrientes de mala calidad que ofrece la comida basura y por la ausencia de nutrientes vinculados al rendimiento cognitivo, como hierro, proteínas de calidad, omega 3 y demás.

Asimismo, es destacable de este estudio que sólo un 29% de los niños evaluados no consumieron comida basura a lo largo de la semana anterior a la realización del cuestionario, mientras que más de la mitad de los encuestados habían consumido entre una y tres veces comida basura la semana anterior.

Las cifras no dejan de sorprenderme como así tampoco el vínculo de la ingesta de comida basura con el rendimiento escolar. Quizá, la asociación tenga su origen en la dedicación de los adultos a la atención de los niños, ya sea para con sus comidas como para sus actividades escolares.

Más allá de esto, hay muchas razones para limitar la presencia de comida rápida en los niños y se sabe que tanto para el rendimiento físico y la salud como para el rendimiento escolar, realizar actividad física y llevar una alimentación nutritiva es de gran importancia, por ello, como adultos, no debemos dejar de atender los hábitos de los más pequeños de la casa.

Vía | Clinical Pediatrics y The Ohio State University
En Vitónica | El ejercicio físico también mejora nuestra salud cerebral
Imagen | Thinkstock

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio