Compartir
Publicidad
Pastel fitness de frambuesas y avena sin azúcar: receta saludable
Recetas Saludables

Pastel fitness de frambuesas y avena sin azúcar: receta saludable

Publicidad
Publicidad

En alemán existe un término aplicado a ciertas recetas difícil de traducir, Auflauf, una cazuela de ingredientes salados o dulces que cuaja o gratina en el horno. Esta receta me pareció ideal para adaptarla un poco y preparar un pastel fitness de frambuesas y avena sin azúcar estupendo para el desayuno.

Al no añadir nada de azúcar todo el protagonismo del sabor recae en los aromas y la fruta, que en mi caso me gusta que tengan el toque ácido de las frambuesas. Si tenéis el paladar más goloso podéis sustituirlas por otra fruta más dulce, como los arándanos, melocotón, higos frescos, fresas o manzana madura. Y siempre está la opción de añadir un poco de edulcorante al gusto.

Ingredientes

Para 6 personas
  • Huevos 3
  • Queso fresco batido desnatado o quark desnatado 350 g
  • Ralladura de lima o limón 1
  • Harina de avena 25 g
  • Copos de avena 30 g
  • Levadura química (impulsor) 5 g
  • Sal 1 g
  • Frambuesas 250 g
  • Esencia de vainilla opcional
  • Edulcorante apto para cocinar opcional

Cómo hacer pastel fitness jugoso de frambuesas y avena

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 55 m
  • Elaboración 15 m
  • Cocción 40 m

Precalentar el horno a 170ºC y preparar un molde o fuente de tamaño medio, de paredes profundas, engrasándolo ligeramente con aceite o cubriéndolo con papel sulfurizado. Lavar con suavidad las frambuesas y dejarlas secar sobre un paño o papel de cocina.

Separar las claras de las yemas, reservando las primeras aparte. Batir con unas varillas las yemas con la ralladura de lima o limón, el queso batido desnatado, la vainilla y la sal. Añadir también edulcorante si se desea (mejor líquido y apto para hornear). Añadir la levadura, la harina de avena y los copos, y mezclar bien. Se pueden triturar los copos con un robot o picadora para lograr la textura fina de la harina, o usar solo en copos.

Añadir las frambuesas y mezclar con suavidad. Aparte batir las claras con una batidora de varillas hasta obtener una textura firme a punto de nieve. Incorporarlas a la masa principal y mezclar con movimientos envolventes, suaves, usando una lengüeta o espátula.

Llenar el molde con cuidado y añadir unas frambuesas extra si se desea por encima. Hornear a media altura durante unos 35-40 minutos, vigilando que no se queme por arriba. Al pinchar con un palillo en el centro debe salir limpio. Dejar enfriar fuera del horno sobre una rejilla antes de servir.

Pastel fitness de Frambuesas- Pasos

Con qué acompañar el pastel fitness

Este pastel fitness de frambuesa y avena sin azúcar es perfecto para el desayuno, saciante y nutritivo sin resultar pesado. Me gusta especialmente los días que hago deporte a primera hora, pero también podemos tomarlo a media tarde o como "postre" del almuerzo o completando una cena ligera. Lo podemos tomar con más fruta fresca o algunos frutos secos que aporten contraste crujiente. Si no se toma inmediatamente, mejor guardarlo en la nevera.

En Vitónica | Panecillos fitness bajos en hidratos: receta saludable rica en proteínas
En Vitónica | Muffins fitness de plátano y avena: receta saludable sin azúcar

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio